TELÉFONO ROJO

Gertz Manero denunció a García Luna


José Ureña

Lecturas: 770

El claro, quién lo dijera, es Estados Unidos.

Según una versión, hubo arreglo del ex je­fe de la AFI con Vicente Fox y ex secretario de Seguridad Pública con Felipe Calderón. En su tiempo como miembro del gabinete, recibía re­conocimientos y menciones por autoridades es­tadunidenses por la colaboración ofrecida y su eficiencia. Su diálogo, dada la gran confianza de Calderón, era en los mayores niveles de aquel gobierno, de la Casa blanca a la DEA al FBI y la CIA. Sus nexos le permitieron arraigarse en Es­tados Unidos en cuanto Enrique Peña deshizo la SSP y empezaron los señalamientos públicos.

Entonces García Luna y su cuerpo de cola­boradores fueron desplazados sin importar su capacidad, profesionalismo y carrera como policías durante decenios. Sus contactos le dieron margen para negociar. En primera instancia, su residencia. Ya la tenía y gestionaba la naciona­lidad al momento de su aprehensión, según los reportes periodísticos y los principales cargos presentados por la fiscalía. Esto da margen al rumor de entrega pactada para servir como tes­tigo protegido. Con el tiempo lo sabremos.

EXPEDIENTES EN LA FISCALÍA

En México, en cambio, su situación es distinta. En muchas ocasiones fue señalado de corrup­ción, nexos con el narcotráfico y servir al Cártel de Sinaloa mientras perseguía a otras agrupa­ciones criminales como el Cártel del Golfo, Los Zetas, etcétera. Eso explicaba, decía gente ca­lidad Gerardo Fernández Noroña, por qué Joaquín El Chapo Guzmán no era detenido y llevaba una vida normal.

-Seguro dan la mano para saludarse como socios –me dijo entonces el propio Fernández Noroña. La denuncia de ese folklórico legisla­dor, otra vez diputado federal, puede subesti­marse. Pero no otras. He aquí un antecedente:

Alejandro Gertz Manero denunció penal­mente en 2001 a Genaro García Luna de ha­ber comprado aeronaves “de forma irregular”.

El tema no está archivado. Y desde su llega­da a la PGR, hoy Fiscalía, Gertz Manero co­menzó a integrar expedientes y están muy pero muy avanzados. A ellos se atendrá cuando, si es acuerdo de partes, Estados Unidos lo declara inocente y decide extraditarlo a México.

No es un buen futuro, ¿verdad?.

 



Columnas anteriores

visitas