VECTOR X

Mayans, Caballo de Troya en Pemex


Luis Antonio Vidal

Lecturas: 2497

“Cuando termine el Senado, me voy de retiro”, declaró Humberto Mayans en vísperas de las elecciones del año pasado al anunciar, además, su voto por Andrés Manuel López Obrador.

Acabó su gestión en el Senado, pero no se retiró. Quienes le conocen, afirman que don Humberto aún juega a la política en Tabasco, en bajo perfil pero con influencia en las decisiones públicas de primer orden.

Hace unos días, el ex Senador y poderoso secretario de Gobierno con Andrés Granier recibió el nombramiento de “Consejo Independiente del Consejo de Administración de Pemex” cargo que también ostenta su amigo José Eduardo Beltrán.

De acuerdo a la ley, los consejeros independientes no son servidores públicos, así que ejercen sus funciones de tiempo parcial y de forma personal.

Al margen de conocer con precisión la tarea real que tendrá Mayans, su inclusión fortalece al gobernador Adán Augusto y hace contrapeso al grupo político que integran el director de Pemex, Octavio Romero, y el subsecretario de Bienestar, Javier May.

Salir de su aparente jubilación, lleva la firme intención de apuntalar al gobierno de Adán con todo cuanto significan las diferencias políticas que en el edén prevalecen en el gobierno con el sector petrolero, en especial con Octavio y Rocío Nahle, secretaria de Energía.

Mayans apretará tuercas, tendrá información privilegiada. Un verdadero Caballo de Troya.

LA MORRALLA

Al otro Mayans, Fernando, se le vino el mundo encima en el ISSET. Trabajadores sindicalizados revelaron los jugosos sueldos que devengan cuates y amigas del petulante médico ***Pareciera broma de mal gusto, pero Jesús Alí anda buscando ¡la presidencia municipal de Centro! No se ría, que es serio *** Otro para el diván: Evaristo quiere cobrar más por el agua chocolatosa que surte el ayuntamiento. Loco es lo menos que le dice la gente, como él lo reconoce *** Hasta mañana.  

 



Columnas anteriores

visitas