Altavoz

AMLO y Adán, ¡la nave va!


Fabiola Xicoténcatl

Lecturas: 673

En la misma intensidad que arrecian los ata­ques contra el presidente Andrés Manuel López Obrador por quienes tienen nostal­gia de poder perdido, así en el mismo tono se intensifica la campaña contra el gobernador Adán Augusto López Hernández.

La cancelación de la construcción del ae­ropuerto de Texcoco; el aval de la Corte a la construcción de la terminal de Santa Lucía; la consolidación de la refinería de Dos Bocas, el avance del Tren Maya y los programas so­ciales que ya está rescatando a los jóvenes de las garras de la delincuencia, trae locos a los malquerientes de López Obrador.

Cualquier desliz en el equipo de AMLO, que a veces raya en mentira, en la calumnia y en la descarada fake news, es aprovecha­da por los detractores del paisano presiden­te para darle hasta para llevar. Pero bueno, parece que no conocen al tabasqueño. Preci­samente eso es lo que le encanta a Obrador, vivir en el filo de la navaja. Le fascina que lo “cuquen”. Ya está curtido en esos meneste­res y hasta ocioso es repetirlo.

La misma cantaleta se refleja en Tabasco, donde buscan a costa de lo que sea y al pre­cio que sea dinamitar el proyecto de López Obrador con la Refinería de Dos Bocas, el Tren Maya y contra el gobernador Adán Au­gusto López. La ola de ejecuciones que ha sacudido en los últimos días a Tabasco, son parte de ese reacomodo, parte del “efecto cu­caracha”, la disputa por la plaza de los nar­comenudistas y la rivalidad por la venta del huachicol. Eso sí, el gobierno federal y el es­tatal deben de cambiar sus estrategias res­pecto al Plan de Seguridad. Ya vimos que no les funcionó a los que se fueron con el “oro y el moro”.

A estas alturas ya las colonia La Manga, Casa Blanca y Gaviotas deberían de estar blindadas y con cámaras de vídeo en cada calles y retén permanente en cada entrada y salida de esas zonas. No es posible que siga pasando y hagamos como que no pasa nada en ese lugar.

Eso es “oro molido” para los malquerien­tes del mandatario tabasqueño, que creen que dinamitando a Adán Augusto y a su gobierno, le darían un golpe al corazón de AMLO.

Las campañas orquestadas contra Adán Augusto por los que perdieron el poder (sa­larios del gobernador y sus secretarios, Adiós a tu Deuda con la CFE y la refinería Dos Bo­cas), no les ha funcionado del todo, pero si es­tán sembrando en la ciudadanía el rumor y que al paso de los días se va convirtiendo en murmullo. Hay que ponerse las pilas en es­trategia de seguridad y urge un buen manejo de información y reacción inmediata.

 



Columnas anteriores

visitas