PRESIDENTA DEL SENADO

Educación para la igualdad


Mónica Fernández Balboa

Lecturas: 221

Como consecuencia de la Reforma Edu­cativa constitucional, la semana pasada en el Senado revisamos y aprobamos nue­vas leyes para hacer posible la educación que requieren los mexicanos para elevar su calidad de vida y contribuir a al desa­rrollo del país.

Se trata de tres ordenamientos que re­glamentan para mejorar de forma conti­núa la educación. En ese sentido, el Estado mexicano dará prioridad al interés superior de los estudiantes para que puedan ejercer su derecho consagrado en la carta magna. El Estado tendrá a su cargo la rectoría de la educación y la que imparta, además de ser obligatoria, será universal, inclusiva, pública, laica y gratuita. Su objetivo fundamental es la equidad y la excelencia.

Como se trata de leyes que abordan de manera integral a la educación, también se aprobó la creación de un sistema para im­pulsar la carrera de maestras y maestros, mediante el reconocimiento a su labor y su contribución determinante para el apren­dizaje. Este modelo se realizará con la coordinación entre la federación y las enti­dades y con la participación de los profeso­res. El ingreso a la carrera magisterial será público y transparente, no habrá pases au­tomáticos ni mucho menos se regalarán o comerciarán las plazas.

Además, se establece un sistema perma­nente de formación, capacitación y actuali­zación, además de que habrá evaluaciones diagnósticas sin efectos punitivos, para for­talecer las capacidades, habilidades y apti­tudes del magisterio, lo que se traducirá en un beneficio directo para los estudiantes.

Esas tres nuevas leyes permiten que la reforma educativa pueda funcionar ade­cuadamente, propiciando una mejor par­ticipación de todos los involucrados en la enseñanza-aprendizaje, como son los maes­tros, las autoridades federales y estatales e incluso lo padres de familia, para mejorar la infraestructura educativa, es decir las es­cuelas anteponiendo, siempre, en el centro de todo el proceso a los estudiantes mexica­nos. Con la reforma educativa se promueve la justicia y la igualdad entre todas y todos.

 



visitas