CHISME Y COTORREO

México no es basurero


Juan Cadena

Lecturas: 512

Donald Trump, el Presidente más odioso del mundo, con las redadas masivas de indocumentados centroamericanos quiere convertir a México en un basurero humano, la deportación de delincuentes de Centroamérica debiera ser cada chango a su mecate, México no es precisamente una colonia de los EU, si de por sí los delincuentes de casa tienen asfixiado al país, qué no será con la suma de los mara salvatruchas, en lugar de arrojarlos a suelos mexicanos, los debiera de mandar a "Puelto Lico" con los "helmanos legatoneros" a que chinguen su máuser con su tamborcito verdugo del silencio.

El director general del IMSS, Zoe Alejandro Robledo Aburto, está dando buenos resultados en esta institución, se está organizando una campaña para adquirir sillas camas, para los familiares de los pacientes que estén internados, por su parte el director de IMSS de Cárdenas, Dr. Martín Garmienta Mendigichia, está haciendo lo propio, así lo comentan muchos derechohabientes.

Mientras el Presidente AMLO está sembrando vidas en el campo, tratan de sembrar incertidumbre en 3 pozos petroleros, no cabe duda que son los opositores del bienestar.

¿Qué está pasando con el empleo en México? cosa lógica es pensar en la desaceleración del empleo, si de forma simultánea hay una desaceleración económica, en este 2019 el número de empleos bajó 14244 puestos laborales, en el segundo semestre del 2018, se crearon empleos en una taza del 4%, en este primer semestre bajó la taza a un 2%, ésto obedece a la desconfianza del ejecutivo federal, por no haberse puesto a circular un billón 800 mil millones de pesos, ésto era el presupuesto federal para este primer semestre, pero sólo desempolvaron 700 mil millones nada más, lo cual indica que sólo el 40% fue soltado, el otro 60% está guardado en las bodegas de Hacienda, esto fue lo que no le gustó a Carlos Urzúa, si en este segundo semestre se activa el 60% de lo que sobró en el principio del sexenio, el empleo tendrá un alza literalmente baja, pareciera que somos como el burro, cargados de agua y muertos de sed, pero en fin, seguiremos cargando la cruz de los pecados,Ojalá el empleo se le de a un indio guarachudo mexicano, y no a un tatuado de la mara salvatrucha.



Columnas anteriores

visitas