ANALISTA

La falla del Neoliberalismo


Óscar Gómez Cruz

Lecturas: 857

¿Por qué tuvo que aceptar México las condiciones impuestas por Estados Unidos, para evitar la aplicación de aranceles progresivos a productos mexicanos que se exportan a ese país?

Por la sencilla razón de que el mercado SÍ importa. Podemos "mandarlo al diablo", pero eso no cambia la realidad.

Neoliberal se ha convertido en México en un adjetivo calificativo que engloba "todo lo detestable" que hoy el sistema le dice a la sociedad debe rechazar.

Estar a favor de una economía que funciona con base en el mercado abierto o, dicho de otra forma, entender que ningún país o economía puede ser autosuficiente, es la esencia de lo que hoy bajo la 4T se ha convertido en un pecado capital.

Se ha llevado al capitalismo global a un extremo en el que, efectivamente, las grandes corporaciones poderosas pueden comprar todo y a todos, incluidas muchas de las instituciones del Estado. No las denuestan, las presionan para sus intereses, y eso es algo que efectivamente ha propiciado corrupción. Pero aplica igual a los gobiernos de izquierda, derecha, totalitarios, y a aquellos que buscan parecer muy sociales.

La corrupción es una constante mundial, y existe en mayor medida en aquellos lugares donde no hay consecuencias, donde no pasa nada, donde hay impunidad.

Por ejemplo, la tragedia del derrame de ácido sulfúrico en el Mar de Cortés, responsabilidad de Grupo México (sí, el mismo culpable de la contaminación de los ríos Sonora y Bacanuchi), afectará el ecosistema marítimo de la región por años. Las imágenes de todo tipo de fauna marina muerta, incluidas tortugas, en lo personal me hacen un nudo en el estómago.

El último comunicado de Grupo México del 9 de julio dice que, "todo está controlado", y que están en contacto con las autoridades ambientales quienes, por su lado, tampoco han informado de manera adecuada la dimensión de la situación, ni lo que va a suceder en materia legal, económica y de recuperación ecológica (si es que ésto es posible).

Ésto es lo que mancha al Neoliberalismo, empresas que hacen lo que se les da la gana a cañonazos de dinero. Ésto es lo que propicia el error de no estar a favor de una economía competitiva, abierta y de mercado, que a final de cuentas, es como funciona el mundo.

¿Habrá consecuencias contundentes? De no hacerlo las autoridades de la 4T no tendrían como desautorizar al Neoliberalismo.



Columnas anteriores

visitas