POLÍTICA DE HOY

¡Bravo, Presidente!


Samuel Cantón Zetina

Laura Beristáin, presidenta municipal de Solidaridad, aprovechó una reunión nacional de turismo para pedir al Presidente Andrés Manuel López Obrador que silencie a dos grupos periodísticos, a los que llamó “sicarios”, por (según ella) publicar información falsa sobre la violencia en ese municipio.
 
“No es verdad. No está pasando eso en Playa del Carmen”, mintió a AMLO.
 
En tres meses, lo que lleva en el cargo, 76 personas fueron ejecutadas en ese lugar de playa. A decir de la alcaldesa, jornalistas de Quequi y de Grupo Cantón, “por no pagarles grandes cantidades de dinero todos los días” la golpean con portadas sangrientas.
 
¿Qué quiere, que los periódicos digan que en sus primeros 100 días murieron asesinados 76, pero -¡aplausos!- sobrevivieron 250 mil solidarenses?
 
Desde la perspectiva de Beristáin, la solución está en cerrar los ojos, y los espacios noticiosos, ante el clima de terror de Solidaridad (no acabar con la delincuencia), y que Obrador intervenga para reprimir a los medios, porque decir la verdad, atenidos a su pobre o nula concepción del derecho ciudadano a la información, “lastima a los políticos de MORENA”.
 
Al día siguiente, la respuesta del titular del Ejecutivo federal fue contundente y acompañada casi de inmediato de un gran ejemplo de congruencia en materia de transparencia: “Cero censura. Libertad absoluta. De ninguna manera vamos a promover algún tipo de cuestionamiento a los medios".
 
Horas más tarde, por órdenes suyas, cuando se había dicho que estarían “reservadas” 5 años, la SCT dio a conocer las grabaciones del vuelo del helicóptero donde perdieron la vida la gobernadora Martha Erika Alonso, su esposo, y tres personas más.
 
Desde que llegó a Palacio, AMLO reclamó para él mismo, y para todos, el derecho de réplica, que Grupo Cantón respeta desde siempre.
 
Remató mañaneras recordando la frase de su ex jefe González Pedrero: “El poder atonta a los inteligentes, y a los tontos los vuelve locos…”
 


Columnas anteriores