POLÍTICA DE HOY

“Juanitas” inmorales


Samuel Cantón Zetina

Cuando hace 10 años se estipuló la paridad de género en las candidaturas, para garantizar el acceso equitativo de la mujer a los cargos de elección popular, nadie pudo imaginar lo que pasaría.

Llegó Rafael Acosta Ángeles e Iztapalapa, y de ahí brotaron las "Juanitas".

Si ya no había cupo para los hombres, entonces las esposas, amantes, hijas ¡y hasta madres! (Jalapa 2018) serían las candidatas.

Una vez ganando, dimitirían a favor de la pareja, o dejarían que gobernaran tras bambalinas. A esa sucia treta de los partidos, fraude a la ley y burla al pueblo, se han prestado las tabasqueñas.

Hoy, las pocas que en verdad tienen vocación política y aptitudes para el servicio público, pagan las consecuencias: por el envilecimiento del argumento, se frenó bruscamente la participación del género en la toma de decisiones.

Hoy, es patético lo que ocurre en los municipios con féminas al mando.

Nos remitimos a recientes episodios con Guadalupe Cruz Izquierdo, de Centla, y Asunción Silván Méndez, de Jalapa, ambas de MORENA, beneficiadas por el dichoso 6 de 6.

La primera, no solamente tuvo la mala idea de comprar (sin licitar) 10 autos para sus funcionarios, sino que montó en cólera contra quienes la criticaron, de los que dijo, "tienen el alma destrozada".

Desde su perspectiva, las unidades eran "una necesidad de las distintas áreas".

Entre tanto, ¡el propio presidente de México! -ha de ser por gusto- continúa desplazándose en un Tsuru viejo.

Por su parte, Asunción Silván Méndez, de Jalapa, aceptó que sí tiene a parientes en nómina -dejó entrever que no son ¡12!-, "pero ya estaban antes de que llegara a presidenta".

¿Así no es nepotismo? (los diputados deben hacer cumplir la ley).

¿Qué piensa AMLO?: "…no queremos amiguismo, influyentismo ni nepotismo. No es el gobierno de la familia; no es que llegaron, y mi primo, mi cuñada, mi tía y mi abuelo van a estar ocupando cargos en el ayuntamiento."

Con la pena… ¡pero sí los ocupan!



Columnas anteriores