DOBLE FILO

Sin dinero y sin seguridad pública


Homero T. Calderón

Lecturas: 1692

Durante 49 días (el mes de enero y lo que va de febrero), los principales columnistas del estado, que fueron desaparecidos por medio de la prestidigitación oficial, están sin embargo "vivitos y coleando".

Y se la han pasado hablando pendejada y media de Arturo Núñez. Sin embargo, dentro de toda esa palabrería hueca, ninguno ha aportado pruebas de que Núñez sea culpable de algo. El único que ya fue a plantarse y acusar a éste a la FGE es el médico Fernando Mayans Canabal, director del ISSET. ¿Por qué encabeza esas denuncias este hombre? Porque es un hombre honesto.

Podría su servidor hablar aquí de honestidades en el equipo "adancista", pero muchos patinarían, resbalarían. Demostrar que uno es honesto, le rezumba el mango. Por eso, el proyecto de combatir la corrupción es un crucigrama. ¿Va usted a acabar con la corrupción con deshonestos? Es pregunta, apreciados (as) lector (es). Tenemos entonces que ser muy mesurados. Para empezar, en dos meses no queremos reconocer que Tabasco tiene dos graves problemas: el de la seguridad y la falta de dinero. Lo de la inseguridad no es cosa menor. A diario hay casos aberrantes, pero entre todos ellos está el asesinato del Chuchín Ramos. En apenas mes y medio hay durísimos problemas que resolver.

El Obispo de Tabasco, Gerardo de Jesús Rojas, advierte que hay que buscar recursos en la Federación para resolver la inseguridad pública. Pero ya con Núñez se buscó -y se trajoun empréstito de 700 millones de pesos y no pasó nada. ¿Traer más dinero resolvería los graves problemas de inseguridad? Dijera Juan Choco: "Hola, shoto"… Yo creo que tenemos a uno de los mejores hombres (Jaime Lastra) para resolver el problema. Si él no estuviera seguro que puede resolverse el problema, le hubiera dicho "NO" a la petición de Adán Augusto. Sólo faltaría que fluyera dinero a la tesorería del estado. Sin dinero sólo hacemos planes y proyectos que no sirven para nada. Tenemos que crear fuentes de empleo para que ésto camine. Y hasta hoy, ni el gobierno ni los municipios tienen claro cómo crear una fuente de empleo…



Columnas anteriores

visitas