CURUL 36

No hay gobierno en Macuspana


Leobardo Pérez Marín

Muchos se preguntan qué pecado están pagando los habitantes de Macuspana: primero fue Víctor Manuel González Valerio, un trienio manchado por la corrupción y nepotismo, en donde se hicieron observaciones por más de 150 millones de pesos y nadie hizo nada; luego llegó, José Eduardo Rovirosa Ramírez, donde las improvisaciones y conflictos personales con los regidores fue lo que lo caracterizó, y ahora cuando se pensaba que todo cambiaría ha llegado Roberto Villalpando, quien se ha dedicado más a pasear por los cafés y andar haciendo "declarasionitis" que en nada ayudan a su administración.

En vez de ponerse a gobernar, ha entablado un pleito de "comadres" con Cuco Rovirosa, quien lo ha exhibido en redes e incluso ya le mandó a decir que si sigue inventando supuestos desvíos le hará públicos algunos videos comprometedores; según se sabe, es de cuando el Morenista visitaba el domicilio del entonces alcalde de la tierra de los Tumba Patos.

Roberto Villalpando debería ocuparse en concretar las gestiones en la Ciudad de México para traer el mayor número de recursos para combatir la inseguridad que en las últimas semanas se ha desatado en el municipio, sin que haya un control, pareciera que no hay gobernante.

MOMENTO INCÓMODO

Parece una anécdota superficial, pero no lo es. Resulta que el lunes, los 35 diputados que integran la actual legislatura fueron convocados para tomarse la foto, era algo de rutina pero todo cambió cuando el coordinador de la bancada del PRI, Gerald Washington Herrera, propuso que en medio y al frente se ubicara su compañero de Morena, Daniel Cubero y de inmediato las legisladoras: Beatriz Milland Pérez y Karla Rabelo Estrada, quienes estaban justo en ese espacio accedieron y le hicieron el espacio, pero de pronto se levantaron las voces de las legisladoras morenistas, Juana María Esther Álvarez Hernández y de Jacqueline Villaverde, quienes dijeron: no, porque nos arruinará la foto, y pues no lo dejaron, querían figurar.