VECTOR X

La receta de Mier y Terán


Luis Antonio Vidal

NI LOS COLORES NI EL PARTIDO HACEN LA DIFERENCIA ENTRE BUENOS O MALOS GOBIERNOS, LA DIFERENCIA ESTÁ EN LA PERSONA QUE GOBIERNA.
 
Quizá una de las recomendaciones más precisas en este tiempo electoral se ha escuchado en voz de Jaime Mier y Terán, candidato a la presidencia municipal de Centro por el PRD, PAN y Movimiento Ciudadano.
 
“Que la política no nos divida”, dijo en una reunión con taxistas a quienes luego de tomarles el pulso les planteó una reflexión: “Todos los candidatos nos conocemos, somos amigos y hoy somos adversarios, pero nada más, nos vamos a decir lo que nos tengamos que decir, pero que eso no sea motivo de división entre tabasqueños. Hay vida después de la elección”.
 
Como médico, presentó su diagnóstico: “¿Acaso no soy la misma persona si ahorita me quito esta camisa de color blanco y me pongo una en color rojo o vino como la que usan los candidatos de Morena? El color no cambia a nadie”, razonó con los ojos clavados en la gente. 
 
Luego extendió la receta: “Votemos por la persona, como electores evaluemos perfiles de los candidatos, conozcamos los resultados que han dado como funcionarios, las propuestas que presentan. Comparemos y después tomemos la mejor decisión que, por supuesto, nosotros consideramos es la nuestra”. Entra como cuchillo en mantequilla la cita ahora que circula una campaña de votar en forma masiva por un partido. No es sólo una absoluta irracionalidad, sino un ejercicio absurdo del poder del voto. Decían en la época del partido hegemónico que si el PRI postulaba una vaca, ganaba el animal sin problemas. Ocurre lo mismo con Morena y su campaña del voto parejo. No todos se identifican con el proyecto de López Obrador. Muchos son candidatos o activistas porque en sus partidos les cerraron espacios y corrieron a entregarse, como mujer despechada, a los brazos del otro como plato de segunda mesa. Ni los colores ni el partido hacen la diferencia entre buenos o malos gobiernos, la diferencia está en la persona que gobierna. 
Tabasco es vivo ejemplo.
 
La Morralla
Por cierto, ayer desertaron del PRD para irse a Morena Alfredo Torres Zambrano y Óscar Ferrer. ¿Cambiándose el color de la camisa ya son otros? *** Hasta mañana.


Columnas anteriores