Conecta con nosotros
158 vistas -

Agua y Pantano

Se impone la 4T a opositores

Publicada

en

62 Visitas

Finalmente la 4T propinó una dolorosa derrota a los grupos de oposición, luego que se aprobaran las reformas para extender la participación de las Fuerzas Armadas en tareas de seguridad pública hasta el año 2028.

Y el logro en gran medida tendría que atribuirse al secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández, quién una vez más demostró su capacidad negociadora al más alto nivel.

Sobre todo si se toma en cuenta que hasta hace una semanas, cambios constitucionales como este, así como la reforma para pasar la Guardia Nacional a la SEDENA se veían imposibles de conseguir.

El gobernador con licencia de Tabasco tejió fino y primero sacó adelante la reforma que legaliza el control militar de la Guardia Nacional. Ante la presión política y mediática que generaron los audio escándalos y las amenazas de prisión contra el dirigente nacional del PRI, Alejandro Moreno, se logró generar una iniciativa para que el Ejército, la Marina y desde luego la GN sigan desplegadas a lo largo y ancho del país supliendo las funciones de las policías civiles.

El cabildeo, negociaciones y acuerdos construidos por el titular de la SEGOB permitieron que estos cambios al marco jurídico fueran apoyados por connotados legisladores de la oposición y así finalmente la 4T se impuso.

Eso sí, antes tuvo que ceder a algunas condiciones de los opositores, entre ellas que se asignen recursos para fortalecer las corporaciones policiales estatales y municipales.

El problema es que el gobierno, y lo ha demostrado, ya no tiene margen presupuestal. El dinero público lo han chupado las obras estratégicas conocidas.

Debido a ello, el gobierno federal pretende tomar el dinero supuestamente abandonado en cuentas bancarias que no observen movimientos después de seis años.

No está claro, y lo han dicho algunos congresistas de la oposición, cómo se van a distribuir los recursos ni para qué alcanzará.

Fortalecer y profesionalizar a las corporaciones policiales no es asunto de un sexenio y requiere fondos multimillonarios. Se dejó de hacer con la 4T y por ello la militarización de la seguridad pública se volvió inevitable.

EDICIÓN IMPRESA

Tendencia