Síguenos

¿Qué estás buscando?

Religión

¿Sabes quién fue San José Sánchez del Río, el ‘niño mártir’?

San José Sánchez del Río fue un niño que participó en la Guerra Cristera.

MÉXICO.- Cada 10 de febrero se celebra la fiesta de San José Sánchez del Río, el niño cristero que murió mártir. Aunque no es tan conocido como otros santos, fue declarado beato en 2005 y el papa Francisco firmó el decreto que habilitó su canonización en el 2016.

¿Quién fue San José Sánchez del Río, el ‘niño mártir’?

José Sánchez del Río fue un niño que nació el 28 de marzo de 1913 en Sahuayo, Michoacán. 

En 1926, cuando José tenía 13 años, las leyes anticlericales del gobierno de Plutarco Elías Calles llevaron a que la Iglesia Católica suspendiera el culto público en su país.

Como respuesta a la legislación anticlerical que estaba orientada a restringir la libertad religiosa, laicos, presbíteros y religiosos católicos decidieron levantarse en armas en defensa de la fe y se les dio el nombre de Cristeros. Al conflicto Gobierno-Iglesia se le llamó Guerra Cristera.

 “Joselito”, como se le conocía al niño, pidió permiso a sus padres para enlistarse como soldado cristero y “defender la causa de Cristo y de su Iglesia”, de acuerdo con Aciprensa. Su madre trató de disuadirlo pero él le dijo: “Mamá, nunca había sido tan fácil ganarse el cielo como ahora, y no quiero perder la ocasión”.

La muerte de San José Sánchez del Río

Cuando estaba en su defensa de la Iglesia, los agentes detuvieron a San José.  Desde la prisión escribió una carta a su madre, el 6 de febrero de 1928:

Querida mamá: Fui hecho prisionero en combate en este día. Creo que en los momentos actuales voy a morir, pero no importa, mamá. Resígnate a la voluntad de Dios. No te preocupes por mi muerte, que es lo que me mortifica; antes diles a mis hermanos que sigan el ejemplo que les dejó su hermano el más chico. Y tú haz la voluntad de Dios, ten valor y mándame la bendición juntamente con la de mi padre. Saluda a todos por última vez. Y tú, recibe el corazón de tu hijo, que tanto te quiere y, verte, antes de morir, deseaba.

Unos días después, el viernes 10 de febrero de 1928, los oficiales lo torturaron, desollándole las plantas de los pies y lo obligaron a caminar descalzo hasta su tumba. Allí lo asesinaron.

Beatificación y canonización

El ‘niño mártir’ fue beatificado junto con otros once mártires mexicanos de la defensa religiosa el 20 de noviembre de 2005, durante el papado de Benedicto XVI. Posteriormente, en 2016 el papa Francisco aprobó el título de beato, el penúltimo paso antes de su reconocimiento como santo de la Iglesia católica. La ceremonia de canonización se llevó a cabo unos meses después.​

Te puede interesar:  ‘Aparece’ la Virgen de Guadalupe en un bache en Nezahualcóyotl

Tabasco HOY

Te puede interesar

Advertisement