Conecta con nosotros

Arreando al Elefante

¿Qué hubieran hecho ustedes?, la crónica del PRI y sus gasolinazos

Publicada

en

166 Visitas

Ante el inmenso gusto a los lujos y viajes que mantienen los miembros del Grupo Atlacomulco y sus agregados (cof, cof, Angélica Rivera en el concierto de Paul McCartney en Boston, este fin de semana), sería buena idea que el Gobernador del Estado de México, Alfredo del Mazo se diese una vuelta por Italia antes de terminar su encargo.

Lo anterior, a manera que el político priista agarre inspiración de la Torre de Pisa, la cual, curiosamente fue un día como este pero en 2001, cuando volvió a abrir sus puertas, después de 10 años de trabajo del gobierno italiano para su reapertura.

¿Será casualidad que el Tren Interurbano Toluca-Valle de México (iniciado en el sexenio de Peña Nieto), este pronto a superar esa duración en su construcción?

Y hablando de viajes, ante la sequía que existe en Nuevo León, todo parece indicar que el Gobernador, Samuel García, al más puro estilo de Javi Noble -protagonista en la película “Nosotros los Nobles” de Gary Alazraki-, tiene pensado importar agua del Rio Nilo para acabar con dicho problema, o acaso habrá otra razón, por la cual el político naranja tenga pensado viajar a Egipto, este noviembre para la 27ª conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático.

En fin, está claro que García Sepúlveda tiene prioridades, y los regios no están en su lista.

POST-IT

Para aquellos “fachos” conservadores que critican el subsidio a la gasolina implementado por el gobierno de la 4T, encabezado por el Presidente Andrés Manuel López Obrador, sería buena idea se dieran una vuelta por el Twitter de Gabriel Casillas, Economista en Jefe de Barclays en América Latina, sí, aquel Banco Inglés en el que muchos egresados del ITAM, anhelan trabajar.

¡Ah! y a manera de ejercitar la memoria; algún lector recuerda, aquel 5 de enero en 2017, cuando el expresidente Peña Nieto, justificó el gasolinazo del gobierno priista, argumentando que recortaría programas sociales, en caso de no realizarlo.

En razón de lo anterior, sugiero que cada vez que acudan a una urna electoral se pregunten, “¿qué hubieran hecho ustedes?”.

EDICIÓN IMPRESA

Tendencia