Connect with us

Hola, que estas buscando?

Columnistas

Purgatorio

Juan Manuel Juárez Cortés

 

LUIS FELIPE, POR UN MILAGRO…

 

LUEGO NO DIGAN QUE NO SE LOS DIJE…..

 

Podría decirse que Luis Felipe Gra­ham está vivo por un milagro de Dios.

Hay quien asegura que sigue ju­gándose la vida, pues está intuba­do.

Así que si la libra, será visto por el espectro político social como una víctima del destino por partida doble, lo que lo hace, sin mérito al­guno de su parte, doblemente peli­groso. ¿Será?

Te voy a decir porqué, me expli­ca un exsecretario de gobierno:

El otrora famoso “gansito” -fre­sa por dentro y negro chocolate por fuera- sería una suerte de “muerto viviente” en más de un sentido.

Anote: estuvo a un paso de la candidatura para gobernador en 2012 pero lo “mataron” cuando “gozaba de cabal salud” -dicen que quién lo “apuñaló es compadre de Peña Nieto- y luego, en una ne­gociación “en abono de la unidad priísta”, aceptó ser postulado para alcalde de Centro, y la perdió fren­te al güerito naranja GG.

La historia es harto conoci­da por los tabasqueños, pero para quienes no están al tanto, Luis Fe­lipe fue secretario de Salud con el Químico Granier y, dicen, o mejor dicho, decía la entonces secretaria de la Contraloría -con Núñez- Lu­cía Tamayo, que el “gansito” le hin­có el diente con singular alegría en la SS y que el hecho fue bien docu­mentado en la Fiscalía.

Pero cuando el Chelo Granier cayó en desgracia y paró con todos y sus huesos en la cárcel, pues Gra­ham dijo “patas pa’ que las quiero” y se peló por varios años “a no sé donde…”

Conclusión: el Químico quedó absuelto (¿?) y de rebote el médico Graham. Pero hete ahí que cuan­do se suponía que la pesadilla ha­bía terminado para él y los suyos -sorpresas te da la vida-, el maldito Covid 19 llegó a su familia y le pegó tanto a él como a su esposa Mari­sela Nieto. En ese drama familiar que no ha terminado, desafortu­nadamente ella perdió la vida y él sigue luchando en busca de un mi­lagro.

De esto no hace ni dos meses que empezó, pero ya sabe usted, la política y los políticos de Oxxo, no duermen en época electoral por lo que ya elucubran que uno de los Graham: Luis Felipe y/o su hijo Borrego (así se le conoce), estarían en el “aparador” con la versión -no sé si de buena fe- de que uno de los dos o ambos, estarían “apuntados” en la “aventura” del Químico.

Ahora bien, piense usted en que esa hipótesis ocurriera, claro siem­pre que el Chelo llegara a ganar, lo que no está fácil y Luis Felipe “so­brevive” y para dentro de 4 o 6 me­ses se convirtiera en una suerte de secretario del ayuntamiento o al­go parecido. Ojo son “sueños gua­jiros” con ganas de fastidiar no sé a quién.

¿Acaso no estaría tres años en campaña para el 2024? me dice mi aventurado informante (y yo agre­garía: o en el purgatorio).

En fin, ahora mismo el oficialis­mo comete un craso error (equi­vocación fatal en los tiempos de la República romana) en el posible “regreso” de Andrés Granier.

La descalificación “per se” del popular personaje es un “tiro en el pie” que los “expertos” en campa­ ñas de contraste pues le estarían dando a MORENA.

Este comentario no es en des­cargo de Andrés Granier, pero si él aún conserva su base social, es quizá porque en el “fragor” de su carrera política, logró concitar simpatías personales por encima de cualquier marca partidista.

Se dice que cuando Roberto Ma­drazo delineaba su campaña a la Presidencia no le quedó de otra más que “acordar” con Manuel An­drade la “unción” del “Chelo” vía PRI porque las pláticas con perso­neros del lopezobradorismo “esta­ban bastante avanzadas”.

Como sea, el hecho de que hoy, probablemente se anuncie su “re­gistro” en el proceso del PRI para la candidatura a Centro – un avezado político con nombre de detergente me asegura que no -ha desvielado las inconsistencias estructurales del morenismo en Centro; es decir; emergentemente la “élite” estaría optando por un cuadro altamen­te competitivo, como lo es Manuel Andrade en caso de que, como se observa, la experimentada Yolan­da Osuna no “carbure”.

Ergo entonces, la competen­cia se librará, voto por voto, entre dos priístas, lo que se traduce en un “cachetazo” para MORENA que no ha logrado construir liderazgos propios. Incluso, el propio AMLO está por encima de la marca MO­RENA. Situación similar ocurre con el gobernador, hombre con una habilidad política “en el primer metro cuadrado” que ya quisieran muchos de los que acompañan al presidente de la República.

El efecto López Obrador cum­plió su cometido, esto es, ganar la mayoría en el Congreso de la Unión y lograr que el tabasqueño arribará a Palacio Nacional, pe­ro para este 2021 se probará el he­cho de que AMLO no aparezca en las boletas y eso, da ventaja tanto a MAD como al Químico, pero de re­bote a Luis Felipe, en caso de que Dios quiera y la libre.

Vistas las cosas desde otro án­gulo, la fiesta del PRI este domin­go es un espejismo, el hecho de que Granier se registre no implica el regreso del tricolor a la Quinta, en todo caso, es la apuesta de un per­sonaje, por encima del PRI, a como AMLO lo está de MORENA, por su reivindicación política. Si el Chelo gobernó bien o no, eso es otra co­sa. Hoy parece que a la política lo único que le urge son perfiles po­pulares y el “gansito” podría lle­gar golpeado por la vida, sí, pero su misma condición de víctima lo ha­ría doblemente peligroso, si usted quiere por chiripa o azares del des­tino. O usted ¿qué opina?

Te puede interesar

Advertisement