Síguenos

¿Qué estás buscando?

Columnistas

Pueden colapsar los hospitales

Comenté en mi espacio editorial del pasado sábado 2 de mayo de la insensibilidad de muchísimos tabasqueños que no comprenden que estar resguardados en casa es la diferencia entre la vida y la muerte. Les vale “verch” estar dentro de su casa. Hay incluso babiecas que aún se reúnen para hacer fiestas y pederas.

Dije incluso el pasado sábado, “que me parecía una actitud totalmente irresponsable, y que de esa conducta pareciera que el tabasqueño quiere tener un suicidio colectivo”. Me estoy acercando a la realidad de lo que predije.

El pasado sábado, el sector Salud anunció que la cifra de mil 77 infectados y 137 muertos, había aumentado en veinticuatro horas (ayer 3 de mayo) 119 infectados más y ocho muertos más que dan un total de 145.

Es terriblemente peligroso este repunte agresivo de la enfermedad. Porque está empujando al personal médico, enfermeras, camilleros y la propia capacidad hospitalaria al punto del colapso.

No es justo esto ni para el personal médico que se multiplica tratando de salvar a muchos de esos que le hicieron en su momento al pendejo. ¿Qué vamos a hacer con tantos irresponsables?

Y todavía nos encabronamos con el secretario de Seguridad Pública, Hernán Bermúdez, porque quiso disciplinar a un imbécil totalmente desprotegido en las Gaviotas.

En CDMX, muchos médicos y empleados del sector salud están exigiendo TOQUE DE QUEDA porque, dicen, “no es justo que la ciudadanía ande en fiestas y pederas” mientras nosotros seguimos exponiendo nuestra propia salud para salvarlos de sus idioteces”.

Ya basta de tantas indisciplinas. Este es un asunto de vida o muerte. Está de por medio la salud de todos…

Te puede interesar

Advertisement