NOTICIAS

En la mira casas de empeño por lavado de dinero

La UIPE investiga la operación de estos establecimientos, además de deshuesaderos.



En la mira casas de empeño por lavado de dinero

(Foto: TH)

Ciudadanos acuden a estos lugares por problemas económicos, pero también los delincuentes, para blanquear su ilícito.

06/08/2019 12:39 / Centro, Tabasco

Con el objeto de disminuir los indices delictivos de robo a transeúnte, casa habitación y de autos, la Unidad de Inteligencia Patrimonial y Económica de Tabasco (UIPE) investiga la operación de 217 casas de empeño y 59 deshuesaderos.

"Se busca identificar a los establecimientos que sin documentación alguna reciben artículos o venden autopartes de procedencia ilícita', dijo Arturo Abreu Ayala, titular de la UIPE.

Señaló que en una primera etapa se encuentran conformando una base de datos de estos dos tipos de establecimientos que operan en la entidad, para determinar en cuáles no solicitan ningún tipo de documento probatorio de la procedencia o propiedad del bien.

"Es aquí donde terminan la mayor parte de los artículos sustraídos a transeúntes, en casas habitación y el robo de autopartes en la vía pública", indicó.

DELINCUENTE PIGNORANTE
"En un primer recorrido por los 17 municipios, nos encontramos que existen 217 casas de empeño, donde en la mayoría de ellas es posible para un delincuente, disfrazado de pignorante, empeñar un televisor, un celular, o una computadora, sin necesidad de comprobar la procedencia lícita".

"Estos artículos posteriormente salen a la venta en las mismas casas de empeño, al ser dejados por los delincuentes", indicó.

Abreu Ayala refirió que la UIPE es consciente que no se reducirán índices delictivos, pero sí se tiene la posibilidad de ejercer un mayor control en los lugares donde se empeñan y venden estos artículos.

LETRA MUERTA
Dijo que existe un convenio de colaboración desde el 2016 firmado por la Fiscalía General de Tabasco (FGE) y la Asociación Mexicana de Empresas de Servicios Prendarios, para el intercambio de información sobre prendas que generen sospechas de su procedencia, pero ésta es letra muerta.

Apuntó que las llamadas casas de empeño, bajo el argumento de prestar de buena fe, lo hacen sin solicitar documentación alguna.

Relacionadas

visitas