VIVIR BIEN

Combate la hiperhidrosis

Sudar es normal, y más ahora pero, ¿qué ocurre si al mínimo movimiento te quedas empapado?.



Combate la hiperhidrosis

(Internet)

95 agua y 5% sustancias como el cloruro sódico son los elementos del sudor.

05/07/2019 05:06 / Centro, Tabasco

La sudoración es un proceso fisiológico totalmente natural y necesario, a través del cual las glándulas sudoríparas liberan líquido (95% agua y 5% sustancias como el cloruro sódico, de ahí su sabor salado).

Su principal función consiste en regular la temperatura corporal, evitando descompensaciones y problemas derivados. Sin embargo, el sudor no sólo se produce como función de refrigeración corporal, hay otros factores que también pueden aumentar su producción.

En condiciones normales sudamos si la temperatura es elevada, al realizar ejercicio físico o en determinadas situaciones como el nerviosismo o la vergüenza, pero hay personas que sudan de forma excesiva aunque haga frío, o en circunstancias en las que no es habitual ya que no hay una causa clara: es lo que se conoce como hiperhidrosis.

Por otra parte, aunque las mujeres tienen un mayor número de glándulas sudoríparas que los hombres, ellos sudan más porque las tienen más activas.

Es por eso que los hombres deben de extremar sus cuidados para no padecer esta molesta enfermedad, que es bochornosa.

CUANDO SUDAS SIN CALOR

Hay situaciones que sin implicar temperatura alta o ejercicio nos hacen sudar:

Las comidas picantes. Se conoce como sudoración gustativa y se caracteriza por sudor excesivo en la frente, alrededor de la boca, e incluso en el esternón que aparece ante determinados estímulos gustativos (café, té, bebidas de cola, picante) o tras ingerir alimentos muy calientes, debido a un aumento de la temperatura corporal.

Si es tu caso, puede ayudarte cambiar algunos hábitos alimentarios: evitar comidas picantes, el café y las grasas, y por otra parte, incrementar el consumo de frutas, verduras, pescado azul y frutos secos, acompañándolos de mucha agua.

Ciertas enfermedades. Un síntoma de menopausia puede ser la sudoración excesiva. El Parkinson, el hipertiroidismo, el cáncer, algunas enfermedades pulmonares como la tuberculosis, y las lesiones medulares también pueden producir un aumento del sudor considerable.

SOLUCIONES EFICACES AL EXCESO DE SUDOR
Un problema de hiperhidrosis puede suponer una alteración importante del día a día de la persona afectada. Si es tu caso prueba lo siguiente:
1.-Agua fría: Beber agua fría ayuda a regular la temperatura, y por lo tanto, a sudar menos.
2.-Cuidado con el desodorante: No utilices desodorante con aroma si tu sudor huele. Al final, la mezcla entre el olor del sudor y el del producto que nos echamos resulta más desagradable que el olor que padecemos.
3.-Antitranspirante: ¿Sí o no? Sólo en algunos casos. Tapona las glándulas sudoríparas de las axilas y evita la transpiración, así como el crecimiento de bacterias.
4.-Toxina botulínica: La toxina botulínica es una opción.
Si el problema de sudoración es importante, inyectar botox en las glándulas sudoríparas puede ayudar, ya que bloquea su funcionamiento.
5.-Fármacos: Si afecta a la cara, los fármacos que previenen la estimulación de las glándulas sudoríparas pueden ser una opción, siempre bajo el asesoramiento de un dermatólogo.