NOTICIAS

Cómo hacer crecer tu dinero con inversiones

Desgraciadamente no existe una fórmula mágica que te diga cómo hacer una inversión con alta tasa de rendimiento



Cómo hacer crecer tu dinero con inversiones

(Internet)

12/02/2019 13:35 / Centro, Tabasco

Si tienes un cierto dinero ahorrado seguro que has pensado alguna vez en cómo los puedes invertir para que este cree más riqueza.
Desgraciadamente no existe una fórmula mágica que te diga cómo hacer una inversión que te dé una tasa de rendimiento muy alta. Pero, por suerte, con conocimiento, y un poco de suerte (no lo vamos a negar), puedes hacer que tu dinero crezca.
Pero, antes de contarte las formas de conseguirlo, vamos a comentarte algo muy importante sobre la gestión de las finanzas personales. Por eso debes tener muy claro que inversión y ahorro van unidas de la mano. Son una pareja inseparable.
El ahorro sin la inversión no tiene todo el potencial que merece tras el esfuerzo de haber estado realizando un ahorro durante tanto tiempo. Mientras que la inversión no se recomienda si no tienes dinero ahorrado. Nunca inviertas con dinero que necesitas para el día a día o el que hayas conseguido a partir de un préstamo.
En este artículo, con la ayuda de la página comparadora de préstamos Financer México, os queremos dar las claves para que puedas conseguir que el dinero que tienes ahorrado empiece a generar riqueza. Con los beneficios que obtengas verás que vale la pena ahorrar.
 
Presta dinero en una plataforma de P2P o de microfinanzas
Hay varios tipos de sitios en el que puedes invertir en microempresas. Uno de ellos son los préstamos P2P. Lo que haces es prestar dinero a empresarios y ganas dinero con intereses justos para ambas partes. Las tasas de rendimiento acostumbran a ser buenas.
Aparte de ayudar a otro emprendedor con tus ahorros, es posible llegar a conseguir tasas de rendimiento del 16%. Son buenas opciones que sustituyen a las instituciones financieras como intermediarios.
 
Invierte en acciones o fondos
No te creas las películas que hay sobre el tema en que una persona que no tiene ni idea de la bolsa se hace millonario en cuestión de días o semanas. Así no pasa en la vida real y lo más seguro es que no te harás millonario de un día para otro.
Si sabes un poco de bolsa o tienes un buen agente o gestor, sí que puedes sacar buenos beneficios de tu dinero ahorrado con esta inversión.
Una buena idea es que te familiarices con el proceso para cuando tengas más dinero para invertir. Si decides invertir en acciones, una buena opción al principio es que lo hagas por compañías grandes. Esto te ayudará a venderlas en el momento que quieras.
 
Invierte en arte
Si te gusta el arte o eres coleccionista, invierte en este porque raramente se deprecia. Hay muchas ferias en las que puedes comprar arte. Acostumbran a ofrecer piezas a precios accesibles para el público en general.
No es una mala idea adquirir piezas de artistas poco conocidos a buen precio. Puede que algún día se hagan famosos y la pieza que tengas se revalorice mucho.
 
Invierte en criptomonedas
Si quieres convertirte en un experto de estas monedas virtuales tienes que estudiar bien el proyecto y la empresa que hay detrás de cada criptomoneda.
En este mundo no solo existe el bitcoin, sino que hay muchas más. Por ejemplo, existe etherum, una moneda virtual impulsada por ether. Esta es la primera plataforma que ha desarrollado un sistema de contratos inteligentes. Este servicio quiere reducir y automatizar los procesos, algo que es la clave de las futuras disrupciones.
Aparte de esta, existen otras como tron, un proyecto que también está desarrollando una plataforma de creación de videojuegos, o litecoin y dashcoin, que quieren convertirse en monedas de pago a través del desarrollo de tarjetas de crédito propias.
 
Invierte en depósitos a plazo fijo
Este tipo de inversión consiste en que pongas tus ahorros en un banco durante un período de tiempo determinado en el que no podrás tocarlos, pero vas acumulando intereses con una tasa de rendimiento fija. Cuanto más largo es el plazo, mayor será el dinero que tendrás ya que los intereses serán más elevados. El plazo puede variar entre 1 mes o años.
Dependiendo del importe y el plazo que hayas determinado, puedes elegir entre recibir unos intereses mensuales o recibir solo un pago cuando venza el depósito. Es una buena modalidad de inversión si lo que buscas es ahorrar para algún plan de forma seguro y sin mucho riesgo a largo plazo. Además, es una buena forma de ahorro extra ya que no te ves tentado de utilizar el dinero antes de la cuenta.
 
Invierte en bonos
Este tipo de inversión consiste en que como inversionista haces un préstamo a una organización a cambio del pago de intereses durante un período de tiempo que se pacta. En otras palabras, es una promesa de pago a la que el deudor queda comprometido.
Una de las ventajas que tienen estos es que cuentan con mucha seguridad y negociabilidad. La rentabilidad de estos tipos de inversiones varía según el riesgo que haya.
Eso sí, debes tener en cuenta que, si quieres recuperar la inversión antes del plazo en que se fijó, puede que la operación no resulte rentable.
 
Invierte en fondos mutuos
Este tipo de inversión ofrece una tasa de rendimiento superior a la anterior. Eso sí, al ser los rendimientos más altos también hacen que suba el riesgo. Los fondos consisten en un conjunto de inversiones que está formado por bonos, depósitos a plazo, acciones y otros.
La institución financiera en que contratas este producto usa tu dinero para hacer diferentes inversiones y hacer que crezca. Normalmente todos los fondos mutuos tienen un riesgo en el que puede que no ganes dinero o hasta lo pierdas. Eso sí, tú puedes elegir el riesgo que estás dispuesto a asumir ya que existen diferentes tipos de estos. Cuanto mayor sea el riesgo, mayor será la tasa de rendimiento.
 
Invierte en materias primas
Aunque no lo creas, las materias primas son objetos que tienen valor. Estos pueden ser desde metales industriales y preciosos hasta producciones agrícolas o energéticas.
Algunas materias primas, como la plata o el oro, son fáciles de obtener como posesión física de objeto, mientras que hay otras, que en verdad son la mayoría, que utilizan inversiones alternativas que no requieren que se tome posesión de éstas.
 
Invierte en el mercado de divisas
Esta es una de las inversiones que puede traer más rendimiento a tus ahorros. Eso sí, los riesgos son muy altos.
Si quieres convertirte en un experto de las divisas debes tener en cuenta que hay muchos factores que inciden en ellas, por lo que debes convertirte en un experto si quieres sacarle beneficio. Si eres capaz de ellos, las ganancias que puedes conseguir serán muy altas.
 
Ahora ya conoces diferentes formas de inversión. Como puedes ver todas son distintas, ya que algunas tienen unas tasas de rendimiento más altas que las otras. Y los riesgos también varían: cuanto más dinero puedes obtener mayor es el riesgo. O sea que también es más fácil incurrir en pérdidas.
Pero la idea no es desanimarte, al revés, invirtiendo puedes conseguir el dinero que necesitas. Por eso, a continuación, te vamos a dar una serie de consejos para que te ayuden a comenzar en tus inversiones.
 
Busca diferentes opciones
Hay muchas formas de inversión diferentes. Y cada una de ellas tiene sus convenientes e inconvenientes que pueden influir de forma directa a la tasa de rendimiento.
Lo mejor que puedes hacer es analizar todas las opciones antes de elegir por la que quieres apostar.
 
Ten un objetivo para ahorrar
Uno de los puntos más importantes es la meta que deseas alcanzar con la inversión de tu dinero.
Si lo que quieres es conseguir dinero de forma rápida, lo mejor que puedes hacer es invertir en algo que tenga una rentabilidad muy alta en poco tiempo. En cambio, si te interesa conservar tus ahorros pero que estos no pierdan valor, lo mejor es que los inviertas en algún producto que tenga un riesgo asociado muy bajo y te de unos intereses iguales o superiores a la inflación.
 
Ahorra en las pequeñas cosas
A lo mejor no te das cuenta, pero en el día a día se compran muchas cosas que valen poco pero que afectan en el gasto general cuando lo sumas todo al final de mes.
Un buen consejo que te puede ayudar a ahorrar más dinero es que te fijes en estos gastos pequeños. Si los llegas a reducir, pueden generar una buena economía que te permita hacer una inversión mayor.
 
El dinero extra que tengas, inviértelo
No te gastes del dinero que tienes de más en cosas que no tienen sentido y que son superfluas. Lo que tienes que hacer es pensar a largo plazo. Coloca ese valor en algún tipo de inversión con el fin de aumentar tus ingresos.
 
 
 
 

Relacionadas

visitas