NOTICIAS

Fueron a vacacionar a Veracruz; los encuentran desmembrados

Una falla vehicular los obligó a hospedarse en un hotel de Acayucan, días después aparecieron embolsados.



Fueron a vacacionar a Veracruz; los encuentran desmembrados

( )

11/12/2018 10:16 / San Juan Evangelista, Veracruz

Tres jóvenes originarios de la Ciudad de México reportados como desaparecidos desde el pasado 1 de diciembre fueron hallados la noche del jueves muertos y sus cuerpos descuartizados dentro de bolsas en una camioneta abandonada sobre la carretera federal 145 Sayula – Ciudad Alemán.

Jonathan Eduardo Rocha cruz, de 23 años, guardia de seguridad privada; Carlos Iván Reyes Ramírez, de 31, de oficio carpintero y Fidel Enrique Elizalde Flores, un comerciante de 22 años.

De acuerdo con los reportes, los tres jóvenes habían salido a vacacionar a la región de los Tuxtlas, Catemaco y alrededores, sin embargo, el domingo 1, una falla en el vehículo en el que viajaban los obligó a hacer una parada y hospedarse en un hotel de Acayucan, Veracruz; salieron a comprar alimentos y desde entonces sus familiares ya no supieron más de ellos.

Ayer viernes, elementos de la Fiscalía Regional del Estado con destacamento en la ciudad de Acayucan confirmaron que los cadáveres desmembrados hallados la noche del jueves sobre la carretera federal 145 Sayula – Ciudad Alemán, corresponden a los jóvenes oriundos de la Ciudad de México.

Familiares de las víctimas refirieron que los tres jóvenes pretendían viajar directo de la capital del país hacia Catemaco, región ecoturística por su Laguna, su reserva de Nacinyaga y la cascada de El Salto de Eyipantla, sin embargo, una falla vehicular en su camioneta, los obligó a pernoctar en el municipio de Acayucan.

El jueves en la noche, elementos de la Policía Municipal confirmaron la presencia de cinco bolsas color negro que desprendían olores fétidos, sobre la batea de una camioneta Nissan NP300 con placas de circulación XU85804 del Estado de Veracruz.

Según un empleado de la Fiscalía "minutos antes de perder comunicación, (los jóvenes) enviaron fotos a sus familiares desde el interior del inmueble en el que descansarían y luego perdieron contacto con ellos.

La Fiscalía refiere que uno de los jóvenes dejó una motocicleta Suzuki 600 estacionada, que casualmente fue robada del estacionamiento.