Conecta con nosotros
140 vistas -

Analista

¡¡No perdimos!!

Publicada

en

Me resulta intolerable aceptar la mentalidad de millones de mexicanos que se sienten felices porque la selección mexicana de futbol “no perdió” ante su similar de Polonia. ¿Qué equipo de alto nivel con afán de ser campeón en cualquier competencia podría estar satisfecho con NO ganar?

Bueno, pues nuestra mentalidad como país que se refleja en el deporte parece no evolucionar con el paso de los años: “jugamos como nunca perdimos como siempre”, “vamos por el quinto partido (no ser campeones)”, “es que jugamos contra Alemania / Argentina / Brasil”, “estuvimos a nada”, “no era penal”. Tenemos una de las ligas más caras a nivel global.

Mundial tras Mundial, si revisa uno la alineación de los equipos que lleva nuestra selección solo podemos preguntarnos, ¿qué pasó? Hombre por hombre llevamos mucho talento, pero no buenos equipos. La debilidad no está en el toque, el método o el talento, está en la mentalidad. Se pierde en muchas ocasiones contra la camiseta, no contra el cuadro contrario. Sun Tzu decía que los generales más brillantes son los que ganan la batalla sin pelear.

El prestigio cuenta, de eso no hay duda, y por eso Alemania, Brasil y Argentina aun con equipos no tan buenos avanzan a las siguientes rondas. España logró romper esa actitud derrotista, pasó por una larga etapa de formar cuadros de niños con técnica, talento y mentalidad, y fue campeona del mundo con una generación que solo hasta ahora, parece volver a estar al mismo nivel. La diferencia no está en las piernas, está en la cabeza.

La vida nacional se ve enturbiada por muchos factores que inciden en el deporte mismo: corrupción en las federaciones, falta de apoyo a los atletas, nula identificación de talento desde temprana edad. Pero sobre todo es la corrupción la que enturbia que los recursos se utilicen como se debe. México juega contra Argentina. ¿Pesará la camiseta?

EDICIÓN IMPRESA

Tendencia