Síguenos

¿Qué estás buscando?

Columnistas

“¡No marchen…!”

LO QUE SE VE NO SE JUZGA…

En el fragor de la batalla que se libró ayer en la CDMX para ‘celebrar’ el Día Internacional de la Mujer, hubo detalles que pusieron a pensar a más de uno. ¿Eran encapuchadas’ o ‘encapuchados’…?

Versiones de un ‘acuciosa’ reportero gráfico de un diario de circulación nacional, habrían señalado que entre las ‘rijosas’ de negro, había varias que -literalmente-, “calzaban grande” (?)

Me cuenta mi cuate -del que no puedo, ni debo mencionar su nombre- que el primer “detalle” lo notó en el tamaño de las botas negras. Lo captó con su cámara fotográfica, pero lo obligaron a borrar las imágenes. ¿Por qué? Quién sabe.

Me cuenta, no sin coraje, que al comunicar el ‘pequeño gran detalle’ a su jefe de información, éste subió a consultar con el superior jerárquico y de regreso hubo una respuesta lacónica que lo “congeló” literalmente (yo diría que lo frustró): “…eso no va, olvídalo…” Y luego le pedirían deshacerse de las imágenes, lo que desde luego llamó poderosamente su atención. El viejo reportero gráfico creía haber descubierto que entre las manifestantes había hombres infiltrados -no sabe precisar cuántos- pues sus rostros estaban ocultos detrás una capucha. Usaban pantalón y blusón negro que disimulaba todo.

“Sí -me dice- los estuve observando y estaban revueltos entre las muchachas de negro.

Aunque eran de figura delgada, se notaban toscos al caminar y lo más raro e interesante es que ellas o ellos, eran los más “enojados” o “enojadas” se notaban y los que dirigían el ataque contra las vallas metálicas colocarse frente a Palacio.

De hecho, dos de ellos o ellas, hacían más fuerza para derrumbar la placa de acero. Le cuento esto, no por el detalle de que ‘calzaban grande’, sino porque podríamos estar frente a una mascarada de grupos con intereses ajenos a los de las mujeres que reclamaban, no sin razón, por los feminicidios y la postulación de Félix Salgado a la gubernatura de Guerrero.

. No. Lo que está claro es que hay grupos de poder, llámese como se llamen: “Sí por México” de Claudio X González o los del “Tumor” PRI-PAN y PRD (todos unidos contra Morena) que son capaces de eso y más, con tal de doblar al Presidente López Obrador. En fin, se ha dicho que ya desapareció el CICEN, pero de qué hay cuerpos de inteligencia al servicio del gobierno, los hay, y deberían estar atentos para actuar porque una cosa es la libertad de manifestación y otra muy distinta, la provocación perversa. Un “baño de sangre”, sería la pretensión. ¿Usted qué opina?

 

 

 

Te puede interesar

Columnistas

Columnistas

Advertisement