Conecta con nosotros
194 vistas -

Doblefilo

Médicos y medicinas desde Tabasco

Publicada

en

70 Visitas

En Tabasco- por ignorantes- hablamos mal de nuestro sistema de salud. Es un deporte tan sano despellejar la vida de nuestro médicos y enfermeras. Nunca pensamos que un horrible día podemos caer por una enfermedad que está atacando a todos, la hipertensión. ¿Qué provoca la hipertensión? Que tu presión se dispare.

De repente te encuentras con un tipo con rostro que ya ha visto todo, el doctor Brindis. Hablo del Hospital “ Juan Graham Casasús”. “¿Sabes qué? –te dice- te vas a quedar. Traes la presión altísima”…Y de repente estás en la Unidad Coronaria. Te está atacando un infarto. La tecnología del hospital sufre porque gobiernos que se fueron dejaron los hospitales quebrados.

Finalmente te salvas. ¿Cuál es la pregunta que te haces en tu cama de enfermo en recuperación? ¿Cómo los médicos, enfermeros, camilleros, choferes de ambulancia de Tabasco son tan capaces? Porque han aprendido en la adversidad. En los dos años de la pandemia del Covid 19 fallecieron más de 6 mil tabasqueños. Hubo días que hasta doscientos morían.

Esa maldita escuela del Covid 19 fue la maestra de una generación de médicos, enfermeras, camilleros. Se hicieron más capaces y eficientes. Pero también nuestras autoridades médicas. No conozco a todos los funcionarios de la Secretaría de Salud salvo a la médica Silvia Roldán y el subsecretario Manuel A. Pérez Lanz.

Mi respeto para ambos. Solo los que hemos sido intervenidos por la mano sabias de nuestro médicos nos confirma que los hospitales de Villahermosa son de los más eficientes de la región que comprende tres entidades muy importantes: la república de Guatemala, el estado de Chiapas y el propio Tabasco.

¿Por qué vienen desde tan lejos esa gente a Tabasco? Porque en los hospitales de Villahermosa hay medicina –si no suficiente, la hay- pero sobre todo hay mucha paciencia, amor por la medicina y lo mejor, amor por los enfermos, porque son parte de este mundo a veces tan inhumano que en Tabasco se vuelve hipersensible y humano…

EDICIÓN IMPRESA

Tendencia