Conecta con nosotros
11 vistas -

Tabasco

Son ‘pochis’ un mal imparable; infestan colonias y villas

Administraciones estatales van y vienen y el problema que generan los mototaxis continúa imparable en colonias, villas y rancherías donde se extienden sin control de la mano de mafias delincuenciales.

Publicada

en

TABASCO.- Administraciones de Transportes van y vienen en Tabasco y el problema que generan los Pochimóviles o Mototaxis continúa imparable.

Prácticamente nada detiene las violaciones a la Ley de Movilidad de la Entidad que cometen tanto en colonias de Villahermosa, como en villas y rancherías del municipio de Centro y del resto del interior del estado.

De acuerdo con automovilistas y ciudadanos en general, los Pochis “son lo más imprudente que te puedes topar en la calle, pues complican la circulación porque tienen invadidas las vialidades; no respetan los sentidos; te tienes que cuidar de ellos porque no responden si te chocan”.

Además, advierten, “son agresivos y atacan en grupo si hay algún choque con algún automovilista; además son nido de delincuentes, pues en ocasiones se dedican a los atracos”.

NO LES IMPORTA, LA LEY

Y es que de acuerdo con el Artículo 108 de la Ley de Movilidad para el Estado de Tabasco, estas unidades consideradas Motocarros, no podrán circular por la infraestructura vial primaria, ni fuera del área geográfica y horarios que se determinen en el permiso correspondiente, y harán sitio únicamente en los lugares que designe la Secretaría de Movilidad (Semovi).

Pero contrario a ello, estas unidades invaden vías federales y hasta plazas comerciales, a donde se meten en sentido contrario, violando además la Ley de Tránsito.

Los hay en todos lados, pues el ‘Pochi’ se han convertido en uno de los medios de trasporte más recurridos por los tabasqueños, pues su fácil traslado y baja tarifa motiva a los usuarios a su uso.

Eso da pie a que cometan otra irregularidad, que es rebasar el número de pasajeros permitidos por la autoridad, el cual no puede ser mayor a tres personas, además de invadir las rutas.

“El transporte en vehículos integrados tipo motocarros o vehículos mecánicos sin motor será prestado exclusivamente en zonas rurales, o en donde no se proporcione algún otro servicio de transporte público de manera regular”, señala la Ley.

Lo anterior quiere decir que estas unidades no pueden circular por tramos federales, pero pesa a ello lo siguen realizando.

“Vienen en sentido contrario, no respetan ni el sentido de las carreteras; muchos han provocado accidentes por ganar el paso, o porque se les meten a los coches”, aseguró Ángel García, habitante de la villa Parrilla.

Dos mototaxis circulan en sentido contrario en la colonia Gaviotas.

OPERAN HASTA EN PLAZAS

Por ejemplo, una de las zonas invadidas es la carretera federal Villahermosa-Frontera, donde “pochimovilistas” transitan por esta cinta de rodamiento a una conocida plaza comercial, donde incluso han colocado una parada para todos sus usuarios, pero la invasión a estos tramos ha provocado un sinfín de accidentes automovilísticos.

Es importante mencionar que incumplir al menos el par de artículos de la Ley de Movilidad, anteriormente mencionados, podrían derivar a la suspensión de actividades, ya que la ley establece en su artículo 180 que “son causas de terminación de las concesiones o permisos las siguientes: Párrafo III: Cancelación.

La medida procede por el incumplimiento del concesionario o permisionario en cualquiera de las obligaciones contraídas con motivo de la prestación del servicio de transporte público.

EDICIÓN IMPRESA

Tendencia