web analytics
Síguenos

¿Qué estás buscando?

Voces

La pereza y la insatisfacción ­

La procrastinación es una compleja al­teración del comportamiento que a to­das las personas nos impacta en cierto grado. Consiste en postergar de forma sistemática aquellas tareas que debe­mos realizar, que son necesarias para nuestro desarrollo y que son reempla­zadas por otras más irrelevantes pe­ro más placenteras de llevar a cabo. La mayoría de los procrastinadores se refugian viendo la televisión, pasan horas navegando en internet, tienen encuentros sexuales, comen o inclu­so pueden salir a comprar o realizan cualquier tarea con tal de no afrontar la tarea pendiente. Posponer tareas resulta incómodo, tanto así que gene­ra en la persona aburrimiento, miedo, inseguridad, dolor, ansiedad o triste­za. A la procrastinación se le conoce también como pereza.

Sabemos que tendremos que realizar quehaceres, sin embargo, espe­ramos que llegue un momento mejor y que la motivación aparentemente aumente. “Yo trabajo bajo presión, si no, no cumplo”, quizá en algún mo­mento has expresado esta frase o la has escuchado en alguien más, este es un ejemplo claro de un argumen­to procrastinador. Una razón que favorece los aplazamientos indefini­dos es la de creer que podremos or­ganizarnos para hacer varias tareas a la vez, haciendo que un optimismo poco realista nos haga día tras día no finalizar las tareas relevantes pro­gramadas.

Como buen mexicano, todo lo de­jo para lo último, creencia que ha de­teriorado en mucho el desarrollo de nuestro pueblo y nos hace caer en descrédito a nivel internacional. No dejar asuntos inconclusos es otra al­ternativa que nos ofrece el periodo pandémico. También es verdad que el extremo contrario, el “hacer hoy todo y no dejar nada para mañana” puede generar estrés y resultar una exigencia en muchos casos inne­cesaria. La contraparte a la que me refiero convierte a las personas en workaholics (adictos al trabajo). Con esto se confirma aquello que los psi­cólogos citamos en diversas ocasio­nes de que los extremos son insanos.

Te puede interesar