web analytics
Grupo Canton
Al momento
Director Miguel Cantón Zetina
La pobreza infantil sigue siendo una de las principales problemáticas que atender.

La mitad de los niños mexicanos continúan viviendo en la pobreza, alerta Unicef

Skoog expuso que la pobreza pone a las personas, y en especial a los niños, en una situación de exclusión y vulnerabilidad y lamentó que, en los últimos ocho años, “las cifras de pobreza han descendido muy poco”. 

El representante del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) en México, Christian Skoog, aseveró que la mitad de los niños y adolescentes mexicanos continúan viviendo en la pobreza, y a pesar de los programas sociales, el 60 por ciento carece de acceso a seguridad social.

Con motivo del “Informe Anual 2019: Avances y desafíos para la niñez y la adolescencia en México”, Christian Skoog, señaló este lunes en entrevista con Efe que “casi el 50 % de los niños viven en pobreza y, en el contexto de la pandemia, todo muestra que aumentará más”.

Skoog expuso que la pobreza pone a las personas, y en especial a los niños, en una situación de exclusión y vulnerabilidad y lamentó que, en los últimos ocho años, “las cifras de pobreza han descendido muy poco”.

Además, afirmó que esto indica que el ciclo intergeneracional de desigualdad económica y social persiste y “muchos de los niños que aún nacen en hogares pobres crecerán en ellos si no se toman medidas inmediatas para evitarlo”.

Actualmente, en México residen 38,3 millones de menores, de una población total cercana a los 130 millones de habitantes.

Según el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), en el país viven más de 50 millones de personas bajo el umbral de la pobreza, un 41,9 % de la población.

No obstante, este organizó estimó que a raíz de la pandemia del coronavirus hasta 10 millones de mexicanos más podrían caer en la pobreza.

Migración, pilar fundamental 

En 2019, un total de 51.999 niños migrantes provenientes, en su mayoría, de Centroamérica, fueron identificados por las autoridades mexicanas, mientras que 12.740 menores mexicanos retornaron de Estados Unidos.

“Es necesario asegurar sus derechos y el acceso a los servicios de salud y a la educación”, aseveró Skoog, quien añadió que la migración es uno de los pilares fundamentales de Unicef.

Asimismo, detalló que para hacer frente a los flujos migratorios el organismo abrió oficinas en Tijuana (estado de Baja California), y Tapachula (Chiapas), con la finalidad de unir esfuerzos con las autoridades gubernamentales y brindar atención a más de 800 niños.

México avanza, aunque lento

Para Skoog, la buena noticia es que México sigue avanzando en estos temas “aunque muy lento”, sobre todo en la población más desprotegida, donde la educación y el acceso a la salud siguen siendo insuficientes.

Señaló que, si bien no todo tiene que ver con presupuesto, es necesario que el Gobierno mexicano invierta más “pues si no invertimos en ellos podemos tener problemas más tarde”.

Exaltó la importancia de los programas sociales, así como de mejorar los sistemas de distribución de medicamentos para atender problemáticas como el desabasto de fármacos oncológicos en el país.

Finalmente, hizo un llamado a enfocar los esfuerzos en la primera infancia “pues una atención integral desde sus primeros años de vida, hará que crezcan saludables, educados, en condiciones de igualdad y protegidos contra toda violación a sus derechos”.

Con información de El Imparcial.