Conecta con nosotros

Clase Política

La Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación no tiene aliados

Publicada

en

3824 Visitas

Una de las expresiones más conocidas para descalificar a los Estados Unidos dice que esa poderosa nación no tiene aliados, tiene intereses, y en nuestro país lo mismo se puede aplicar a la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE).

Esa organización ha recibido múltiples beneficios de la llamada Cuarta Transformación, de manera destacada la derogación de la reforma educativa promovida por el gobierno del ex presidente Enrique Peña Nieto, la cual fue totalmente desarticulada por el actual primer mandatario, Andrés Manuel López Obrador.

Esa supuesta alianza de la CNTE con la 4T ha sido desmentida por dirigentes de la Coordinadora, al destacar que su motivación principal es la defensa de los intereses de los trabajadores del sistema educativo nacional.

Como parte de las acciones para marcar distancia, ayer la gira del presidente López Obrador por Hidalgo fue opacada por protestas de profesores en activo y estudiantes de la normal rural de El Mexe, a pesar de que ese centro educativo fue rehabilitado por el actual gobierno federal, luego de que estuvo en “receso” desde hace 17 años. Las protestas fueron para exigir el pago de aguinaldos y otras prestaciones.

No se trata del primer acto de la CNTE y simpatizantes que desluce giras del primer mandatario. Es de recordar que en octubre pasado el presidente López Obrador no pudo llegar a su conferencia mañanera en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, por un bloqueo de militantes de la Coordinadora.

Además de lo ocurrido en Hidalgo, en Michoacán siguen los intentos del magisterio disidente por bloquear vías de ferrocarril, lo que ha derivado en actos violentos.

Si eso es lo que desean, los miembros de la CNTE han dejado en claro que no tienen aliados, sólo intereses.

EL FUERO NO TERMINA DE MORIR

En los últimos años, los legisladores federales y de la mayor parte de los estados de la República han anunciado la muerte del fuero que protege a los altos funcionarios, pero la realidad pone en evidencia que no es así.

El tema del fuero fue revivido por el ex secretario de Economía Ildefonso Guajardo Villarreal, acusado de enriquecimiento ilícito, pero al contrario de otros personajes de la política que buscan cobijarse en el fuero, el también empresario ha pedido que le retire ese privilegio y que prosiga el juicio.

Esto por que un juez de control del Centro de Justicia Federal del reclusorio Norte suspendió de manera temporal el proceso penal contra Guajardo Villarreal, precisamente en razón de que el que fuera secretario de Economía del ex presidente Peña Nieto goza de la protección del fuero, por ser diputado federal.

La decisión del juez sólo significa un aplazamiento del proceso, pues la denuncia en su contra se mantiene vigente. La parte acusadora, en este caso la Fiscalía General de la República, tiene dos posibilidades: una, esperar hasta que termine el mandato del diputado Guajardo o promover un juicio de procedencia ante la Cámara de Diputados para su desafuero.

El inculpado, lejos de acogerse al supuestamente desaparecido fuero, declaró que le gustaría renunciar ese supuesto privilegio y que continúen las diligencias, para que la Fiscalía General de la República le permita presentar evidencias de su inocencia y no sólo tener una prórroga.

Guajardo es acusado de haber recibido dinero que no reportó a las autoridades hacendarias, que invirtió en obras de arte y otra parte la depositó en cuentas bancarias en México y el extranjero. El legislador dice poder probar que el dinero procede de una herencia.

tabascohoy.com

EDICIÓN IMPRESA

Tendencia