web analytics
Síguenos

¿Qué estás buscando?

Columnistas

Integrante al Salón de la Fama

En 1992, Tomás Herrera se anotó un diez como Gerente de los felinos, porque propuso un cambio a los Algodoneros; a Tigres llegó Francisco Guerrero, porque el “Sargento Metralla” decía que un buen parador en corto les iba a dar el título; a cambio vinieron el outfielder Héctor Álvarez y el campocorto Javier Robles. Por cierto, en la anterior entrega dije que había ido a ese duelo con mi padre y lo correcto es que asistí al Seguro Social con mi hijo… Vaya hitazo de Tomás Herrera, ya que mientras Guerrero le dio el Campeonato al cubrir las paradas cortas con categoría, Álvarez y Robles se foguearon con los Algodoneros, y ambos a la postre fueron estelares de la Liga Mexicana… Sacrificio › El ingreso al Salón de la Fama es la recompensa a los años sacrificados. “Me fui del pueblo, dejé fiestas, amigos y todo; me fui con la bendición de mi madre, a quien le dejé en claro que iba por mis sueños, ella siempre me apoyó y creo que no la defraudé, ni a ella ni a mis hermanos, ahí están los números”, dijo en una ocasión el líder de ponches de todos los tiempos con 2 mil 549. Ríos cuyo nombre anunciado en voz de Enrique Kerlegand en el parque del Seguro Social conjuraba a fieles felinos y ávidos de buena pelota en los graderíos, jugó la mitad de su trayectoria profesional con las franelas de de los Tigres, Monclova, Torreón, Yucatán y Tabasco. “El beisbol ha sido mi gran pasión, se hizo el trabajo, se dejaron dos buenos récords, como el de juegos completos y ponches, para que alguien los rompa o para que alguien, en alguna transmisión diga que alguna vez hubo un ‘Chito’ Ríos que no necesitó que nadie le echara la mano en 225 innings en 1985. Me he ido feliz del beisbol”, sentenció el istmeño, con el tino de un slider que quiebra sobre home. Sería interminable señalar todas las hazañas de Jesús “Chito” Ríos en el beisbol mexicano, pero hombres tan longevos y con esa categoría, merecen un sitio muy especial en el Salón de la Fama.

Te puede interesar