web analytics
Grupo Canton
Al momento
Director Miguel Cantón Zetina
Habitantes del ejido Playa Larga bloquearon la importante vía federal Villahermosa-Escárcega durante seis horas.

Incomunican al Sureste; exigen camino

Los accesos a sus comunidades se encuentran en pésimas condiciones. Hubo desbloqueo ‘pacífico’ de la GN.

JONUTA.- Luego de seis horas de haber cerrado el paso vehi­cular sobre la carretera federal 186 Villahermosa-Escárcega, habitantes del ejido Playa Lar­ga, perteneciente a este muni­cipio, ‘liberaron’ la carretera, ante la presencia de la Guardia Nacional y elementos de la po­licía de Seguridad Pública que pacíficamente desbloquearon el tramo.

El bloqueo ocurrió desde las siete de la mañana, cuan­do transportistas, campesinos, choferes y habitantes en gene­ral, colocaron largos troncos sobre la carretera y usando pa­los hacían señales a los choferes para que se detuvieran.

Esta radical acción, provocó la movilización, primeramen­te, de la Guardia Nacional, que tiene a cargo la vigilancia en la zona, quienes posteriormen­te se apoyaron con el grupo de ‘para choques’ del gobierno del estado, quienes estuvieron atentos a la orden de ‘desalojo’ en caso de que no se tuvieran negociaciones entre las partes.

 

HECHOS PEDAZOS

Erik Álvarez Álvarez, habitante de la municipalidad, señaló que todos los caminos hacia las di­versas comunidades del muni­cipio de Jonuta se encuentran en pésimo estado “ni si quiera se les puede llamar carreteras por las condiciones en que se encuentran, les invito a publi­car sus fotos desde las comuni­dades donde habitan”.

Por su parte, Juan Alberto Palma Lizcano, dijo “que com­pongan los caminos que son de vital importancia para los luga­reños, los pedazos de caminos que quedan de Chable a La Gua­yaba, Boca de San Gerónimo, El Porvenir y todas las comu­nidades que quedan al margen del río Usumacinta están pero en pésimas condiciones eso es prioridad”.

A la 1:40 de la tarde el tramo Villahermosa-Escárcega quedó libre mientras una comisión integrada por el comisariado ejidal y habitantes buscan un acuerdo satisfactorio con re­presentantes del gobierno.

 

‘Nos cuesta salir de la comunidad’

JONUTA.- “Nos cuesta salir del poblado, y cuando un taxi nos trae nos deja en la entrada, por lo que caminamos más de seis kilóme­tros para llegar a nuestras casas”, agregó Marcelo López, lugareño.Y es que en este poblado de mas de 2,300 habitantes, la ma­yoría suele trabajar en el vecino municipio de Emiliano Zapata o Chablé, por lo que se ven afec­tados por la carretera en pésimo estado.

 

ES PASO OBLIGADO DE OBREROS DE LA PALMA DE ACEITE

JONUTA.- Por este deteriorado tramo salen a trabajar al menos unos 135 obreros de las palmas de aceite, mismos que desde ha­ce semanas tienen que levan­tarse más temprano ante la ne­gativa de las camionetas para entrar a buscarlos. “A ver cuántas administraciones tienen que pa­sar para que le regalen una car­ga de grava a esa carretera, solo cuando necesitan el voto se les observa llegar a la comunidad”, agregó Saín Hidalgo, otro de los habitantes.

 

(Con información de Rogelio Cano)