web analytics
Grupo Canton
Al momento
Director Miguel Cantón Zetina

Huyen de Culiacán familias de militares

El Presidente defiende al Ejército, que aseguró una ‘misión cumplida’ por sus elementos ante operativo en Sinaloa.

Culiacán, Sinaloa

Por miedo, luego de ser amagadas tras el fallido operativo para detener a Ovidio Guzmán, hijo de “El Chapo”, familias de militares abandonaron sus viviendas en el complejo habitacional de la colonia 21 de Marzo.

Fuentes militares aseguraron que las familias fueron evacuadas y enviadas a la sede de la Novena Zona Militar para su tranquilidad.

Se trata de al menos 60 de 140 familias de soldados que viven en la Unidad Habitacional Militar ubicada en la carretera a Mazatlán, la cual alberga también oficinas administrativas y una sucursal de Banjército.

Vecinos de la zona aseguraron que algunas familias se fueron con parientes y conocidos en la ciudad.

“La mayoría ya se fue. Se fue con la gente que conocen de aquí y otras que ya tienen familia, porque se puso muy fuerte, sonaban los balazos, yo me escondí con los niños”, dijo una mujer residente del complejo.

El jueves, el complejo de 16 edificios de departamentos fue atacado por un comando de presuntos integrantes del cártel de Sinaloa.

‘CONGELAREMOS’ CON EU TRÁFICO DE ARMAS: AMLO

Tras ser amenazados de muerte por sicarios que rodearon sus casas, durante el fallido operativo del pasado jueves para detener a Ovidio Guzmán López, familiares de militares huyeron de las viviendas en la Unidad Habitacional Militar de la colonia 21 de Marzo en Culiacán, sin importar los refuerzos de más de 850 militares de élite en las últimas 48 horas a la capital sinaloense.

Fuentes militares aseguraron que al menos 60 de 140 familias fueron enviadas a la sede de la Novena Zona Militar para la tranquilidad de los elementos. Vecinos de la zona aseguran que algunas familias se fueron con parientes y conocidos en la ciudad, luego de que el complejo de 16 edificios de departamentos fue atacado a balazos por un comando de presuntos integrantes del cártel de Sinaloa.

El secretario de la Defensa, Luis Cresencio Sandoval, reconoció un día después el ataque a las familias de militares como un acto de presión para soltar al presunto narcotraficante.

Link http://bit.ly/2H5pMim