Conecta con nosotros

Cunduacán

Hiena golpea a sus hijos

Candelaria «N» fue acusada en la delegación de la Fiscalía por el delito de lesiones y maltratar a dos menores.

Avatar

Publicada

en

CUNDUACÁN, TAB.- Otra vez se oyen los tanganazos en la casa de doña Canda. Ni la música de la graba­dora a todo volumen, ni la retahíla de insultos que la mujer profiere a todo lo que dan sus pulmones, impiden escuchar los golpes secos que caen sobre Alan, o de Melisa o a veces de ambos a la vez. Es un trancazo agudo sobre sus espaldas, semejante al que producen los mangos, los cocos o los aguacates cuando caen al suelo.

Antes las golpizas eran esporá­dicas, aunque no por eso dejaban de ser crueles. Doña Canda encontraba cualquier justificación para darles con la chancla, con el cinturón de cuero o con lo que encontrara a la mano. «Para que aprendan», decía enfurecida a sus dos hijos.

Alan, que sólo tenía 12 años, tra­taba a la hora de los palazos de inter­ponerse entre su madre y su herma­nita Melisa, de apenas cuatro años, para protegerla. Prefería recibir los maltratos y las zarandizas a que algo malo le pasara a su carnalita.

Cuando la familia se mudó a vi­vir a Cucuyulapa, los consanguíneos pensaron que las cosas cambiarían. Su madre tenía una nueva pareja.

Pero en vez de reducirse, los trom­pazos se volvieron cosa de todos los días. A la menor provocación, doña Canda comenzaba a insultar a Alan, y como éste no contestaba, la madre más se enervaba y lo abofeteaba. El muchacho se cubría con la cara, pero dejaba al descubierto sus costillas y estómago, que la madre golpeaba con ira hasta que las falanges y metacar­pos de su mano le dolían.

Aquello parecía complacer a la nueva pareja de doña Canda, que le­jos de reprenderla por el maltrato a las criaturas, la acercaba hacia sí, la abrazaba y la prodigaba en mimos para bajarle el coraje.

 

RESCATAN A LOS INFANTES

Los dos salían de la casa temprano para irse a tomar unas chelas al cen­tro de la ciudad, sin importarles si los dos hermanitos habían comido en todo el día. Si Alan no estaba, no se retenían de salir, dejando encerrada a la pequeña Melisa.

De la parranda regresaban de ma­drugada a Cucuyulapa, a veces a dor­mir hasta el mediodía de la mañana siguiente. Pero si no estaban tan bo­rrachos, despertaban a los niños co­menzaban el suplicio por cualquier pretexto. En verdad que la madre y su amante disfrutaban de ser crueles con los dos indefensos infantes.

Los acontecimientos se precipita­ron de otra manera. Alan ha perdido las clases virtuales por no tener tele­visor, y se acerca a su madre que está sobria para pedirle si es posible con­sigan un celular, aunque sea usado para que él se ponga al corriente con sus demás compañeros. Doña Can­da, que no tiene empacho en gastar los pocos centavos que tienen, pega el grito en el cielo y comienza a golpear de la nada al chico. Sobre la mesa hay un cable pelado de cobre y sin pen­sarlo dos veces lo agarra y lo blande contra Alan. Le pega donde puede, en las manos («¿para qué metes las ma­nos?»), en la cara (»para que apren­das a mirarme cuando te regaño») y en el lomo («para que sepas que las cosas no se regalan»).

Alan sale de la casa con la cara san­grando, se topa con unos parientes, que lo ven, le preguntan qué sucede, qué pasa, él cuenta todo. Los parien­tes limpian su rostro, lo abrazan.

Una hora después, los familiares y Alan están en la delegación de la Fis­calía. Interponen una querella por los delitos de lesiones y malos tratos a los dos menores. Alan cuenta en­tonces que hace poco, su mamacita lo arrojó a la carretera para que un carro lo arrollara. No sigue contando. Llora. El agente de la Fiscalía toma nota. La profunda cortada en la carita de Alan comienza a secarse. (CC).

Continuar leyendo
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cunduacán

Atraco a financiera; se llevan $80 mil

El robo se suscitó a escasos días que la sucursal de Cunduacán, también fuera robada con el mismo modus operandi.

Avatar

Publicada

en

JALPA DE MÉNDEZ.- Un botín superior a los 80 mil pesos en efectivo, fue el sustraído la tarde de ayer a la financiera “Confía”, localizada en el centro del municipio. El atraco se registró a menos de una semana que la sucursal de Cunduacán también fuera asaltada.

En esta ocasión, el violento robo se suscitó a las instalaciones ubicada en la calle Dueñas, a escasos metros del parque central, donde nuevamente una tercia de asaltantes con pistola en mano, amedrentaron a empleados y clientes de la casa de préstamos.

Trascendió que el atraco se suscitó poco antes de la una de la tarde, los criminales se adentraron y se enfilaron al despacho de uno de los asesores, obligándolo a entregar la fuerte suma de dinero, posteriormente abordaron una motocicleta y escaparon a toda velocidad.

Durante el atraco, tres empleados y dos clientes, fueron despojados de sus pertenencias. El robo fue informado a la policía, misma que pese a estar a corta distancia del sitio, no pudo localizar a los responsables.

tabascohoy.com

 

Continuar leyendo

Cunduacán

En Cunduacán sujeto es detenido por presunto abuso a su hijastra

Lorenzo “G” fue detenido por elementos de la Policía Ministerial asignados a este municipio.

Avatar

Publicada

en

Luego de estar prófugo de la justicia alrededor de tres años, finalmente, elementos de la policía ministerial lograron la detención de un sujeto originario de la comunidad de “Benito Juárez”, segunda sección del municipio de Jalpa de Méndez, quien es denunciado por haber abusado de su hijastra de apenas siete años.

El hombre identificado como Lorenzo G., L., de 42 años fue detenido por elementos de la Policía Ministerial asignados a este municipio.

El  sujeto es señalado por haber abusado sexualmente de su hijastra cuando esta apenas tenía siete años, por lo que al verse descubierto por los familiares de la niña, éste optó por huir para tratar de evitar ser castigado por el delito de pederastia.

Fue a mediados de la semana pasada, cuando los policías ministeriales lograron la detención de Lorenzo, por lo que familiares de la víctima solicitaron a la Fiscalía General en el Estado que sea castigado con todo el peso de la ley.

FRANCISCO TRIANO

GRUPO CANTÓN

tabascohoy.com

Continuar leyendo

#AVueloDePájaro

Tendencia