Conecta con nosotros
152 vistas -

Astillero

Guardia Nacional, en el limbo

Publicada

en

 

  • PRESIDENCIA AÚN EXPLORA ● TENOCH, MARVEL, DISNEY ● PODER PRIETO Y RACISMO

El presidente de la República no mostró claridad en sus pretensiones de pasar, sin mayor problema congresual, la Guardia Nacional a la Secretaría de la Defensa Nacional.

Durante su conferencia matutina de prensadijo que intentará dos vías: la antes anunciada iniciativa de reformas constitucionales, que él mismo estimó no avanzará por la obstrucción que sus opositores en el Congreso han anunciado, y modificaciones a la ley correspondiente, por la vía de la mayoría simple en las cámaras, no la calificada que se requiere para las modificaciones a la Constitución.

Al parecer, la idea del acuerdo presidencial, simple y llano, estaría en reserva o de retirada. Sería una buena decisión del Ejecutivo prescindir de la tentación de emitir un acuerdo (como lo hizo respecto a obras estratégicas, bajo el argumento de la seguridad nacional), pues resulta evidente que una decisión personal del Presidente, un Acuerdo, no puede abolir la letra constitucional vigente, que establece lo civil como característica definitoria de la citada Guardia.

Tampoco tendría grandes perspectivas el intentar que desde modificaciones a una ley se pueda eludir el cumplimiento de lo que hoy establece la Constitución: el carácter civil de la GN y la obligación de que en marzo de 2024 se prescinda de la Fuerza Armada permanente en la multicitada Guardia.

Toda modificación a una ley reglamentaria, que ha de corresponder a lo ordenado por la así llamada Carta Magna, debe estar en absoluta consonancia con esta: puede reglamentar, precisar, detallar lo establecido en la Constitución, pero no contradecirla ni anularla.

En otro tema: el actor mexicano Tenoch Huerta participa en una cinta producida por Marvel Studios y distribuida por Walt Disney Studios Motion Pictures. Es una película de superhéroes, denominada Black Panther: Wakanda forever, en la que Huerta interpretará a Namor, un personaje caracterizado en este rodaje a partir de las culturas mesoamericanas.

La participación de Tenoch ha generado polémica por cuanto ha sido activista contra la discriminación racial, ahora integrante de la organización Poder Prieto. Algunas voces consideran la suya como una “inclusión forzada”, término este que se refiere a la imposición de porcentajes de roles para minorías raciales.

El actor de 41 años, que estudió Ciencias de la Comunicación y fue camarógrafo antes de dedicarse plenamente a la actuación, asegura que la apertura de grandes firmas mundiales, como Marvel y Disney, para incorporar historias y participantes distintos a lo acostumbrado por la blanquitud  (también intervienen en la cinta la actriz Mabel Cadena y el rapero Ángel Jair Quezada Jasso, llamado Santa Fe Klan, mexicanos ambos), es un proceso al que deberían estar atentos también los productores y los medios de nuestro país.

Obviamente, declaró ayer, “la élite sigue resistiéndose muchísimo. Las élites criollas de la intelectualidad, cultura, ciencia, educación, política y economía, se están resistiendo, están muy aferradas a sus espacios de poder, conscientes que si no tuvieran un sistema que las favorece difícilmente podrían acceder al estatus y a los beneficios económicos y culturales” de que gozan.

También señaló Tenoch: “Yo no veo que haya una verdadera política antirracista en este gobierno. No veo que haya una instrumentalización clara y profunda de mecanismos que protejan los derechos de la gente. Sí se habla más del tema, sí hay un cambio, sí, pero no creo que sea tan radical ni tan profundo para que podamos hablar de que realmente se está haciendo un combate a este cáncer que es el racismo” (https://bit. ly/3zMLouF).

Y, mientras Ulises Ruiz Ortiz, exgobernador de Oaxaca que se caracterizó por su carácter altamente represivo (recuérdese todo el actuar criminal desde el gobierno estatal, en coordinación con el federal, contra la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca), ha anunciado que buscará ser candidato presidencial independiente en 2024, ¡hasta mañana!

EDICIÓN IMPRESA

Tendencia