web analytics
Grupo Canton
Al momento
Director Miguel Cantón Zetina
Amas de casa ven afectadas sus actividades diarias, como lavar ropa y trastes por el agua “chocolatosa”.

Garantizan agua, pero no limpia

Habitantes de las villas y poblados del municipio de Centro reciben lodo, desde hace un mes empeoró el servicio de potabilización; temen daños a la salud.

CENTRO, TABASCO.- Ni para lavarse los dientes o ba­ñarse; el agua potable en Centro no sirve para nada. El agua en los corredores Parrilla, Ocuiltzapot­lán y Tamulté está saliendo tan sucia que incluso se puede ver “chocolatosa”.

El ayuntamiento de Centro que dirige el ex priista, Evaristo Hernández Cruz no se ha preocu­pado por resolver el problema del agua potable, pues a un año de ha­ber tomado posesión como alcal­de el agua continúa saliendo en pésimas condiciones, con malos olores y hasta un color irregular.

De acuerdo con la familia Vi­llegas Zapata, en su casa ubica­da en la ranchería Parrilla II, han tenido que invertir hasta 600 pe­sos en el último mes para com­prar agua de calidad, rellenando cubetas y tambores de agua que llega una pipa particular a ven­der, pues esa agua por la que pa­gan al Sistema de Agua y Sanea­miento es inservible, no sirve ni para lavar la ropa, ya que la vuel­ve a ensuciar.

 

REPAGAN EL LÍQUIDO

“Esta agua de verdad que no sir­ve para nada, tenemos que com­prarle a un señor que vende agua por 150 pesos, nos dura aproxi­madamente una semana porque el agua que vende el SAS solo sir­ve para el baño, porque ni para la­var ropa, acá vino el señor Evaris­to cuando quería ganar y ahorita que queremos ayuda ni viene”, expresó Josefina Zapata.

Lo mismo ocurre en las ran­cherías como Macultepec y Ocuil­tzapotlán, allí el agua además de llevar el color a tierra, también ha­bitantes aseguran que lleva malos olores y que incluso se han dado cita en las plantas potabilizadoras para ver que contiene, pero que el responsable les comenta que es­to no es por la manera errónea en que él realiza su trabajo.

“Ya fuimos incluso a ver al responsable de la potabilizado­ra, queremos que nos ayude al­guien porque nadie viene a ha­cer algo por nosotros, ni nos dan agua de calidad, pero bien que nos siguen cobrando el del SAS”, dijo Miguel Magaña, habitante de Macultepec.