Grupo Canton
Al momento
Director Miguel Cantón Zetina
El joven ganadero murió minutos después de haber ingresado al nosocomio.

Crimen ataca a ganaderos; 11 asesinados

En el municipio de Centla un productor de ganado fue herido de dos impactos de bala, al llegar al hospital murió.

TABASCO.- El crimen organizado ha golpeado al gremio ganadero, durante el 2020 al menos 11 son las víctimas relaciona­das con la producición de semovien­tes y que fueron asesinadas por pro­yectiles de arma de fuego, estadística en la que se encuentra Luis Damaso “N”, quien fuera ultimado de dos impactos de bala en el municipio de Centla el pasado fin de semana.

Hechos documentados por me­dios de comunicación y las autro­ridades estatales, revelan que en el curso de este año se ha acrecen­tado el ataque a este sec­tor productivo, tanto en el abigeato, como en atentados contra los propietarios al negarse ser participes en extor­siones o negarse a pagar rescates en caso de ser privados de la liber­tad, mientras que en otros casos pudieran estar ligados a activida­des ilícitas.

 

ATACAN A GANADEROS

El pasado domingo en el hospi­tal Ulises García en el puerto de Frontera se registró el deceso de un ganadero de 27 años de edad, quien fuera ingresado con al me­nos dos impactos de bala, en lo que se presume pudo ser resultado al resistirse a un asalto.

De acuerdo a la versión pro­porcionada a la policía munici­pal como primer respondiente en el nosocomio, Daniela “N”, quien dijo ser hermana de la persona sin vida, manifestó que su con­sanguíneo se dedicaba a la venta y compra de ganado, sin embargo, desconoce los hechos donde resul­tó gravemente herido.

Ante la poca claridad del su­ceso, el cadáver fue trasladado al Servicio Médico Forense para dar inicio a la cerpeta de investigación y dar con el paradero de los res­ponsables.

Así como el el joven ganadero Luis Damaso, 10 personas más dedi­cadas al mundo de la ganadería han perdido la vida en tiroteos, hechos suscitado el pasado 26 de febrero en Huimanguillo, justo en los lími­tes con el estado de Veracruz donde Bernal “N” y su esposa Avelina “N” de 67 y 64 años, fueron acribillados por un grupo armado.

Otro de los agremiados a este sector fue José Antonio “N” de 64 años de edad, cuyos restos fueron loalizados flotando en las aguas del río Carrizal.