Grupo Canton
Al momento
Director Miguel Cantón Zetina
Dos horas era el lapso aproximado para poder pasar el filtro.

Contienen a miles en Villahermosa

Elementos de Seguridad intentan controlar el flujo de personas que no respetan la fase 3; ponen ante juez a 4 por desobediencia.

Villahermosa vivió un día titáni­co, y lo fue más para los elemen­tos de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, quienes en todo momento buscaron con­tener a miles de ciudadanos que no respetaban el programa “Qué­date en casa” y, en consecuencia, provocaron filas kilométricas.

La ciudad de Villahermosa fue sellada con 18 puestos de revi­sión: 11 para cerrar las entradas y salidas y siete filtros o retenes más en las principales avenidas de la ciudad, entre ellas: Univer­sidad, Malecón de Centro, 27 de Febrero, Paseo Tabasco, Paseo Usumacinta, Gregorio Méndez y Mario Brown Peralta.

 

 

TRÁNSITO LENTO

En el filtro instalado sobre la carre­tera Teapa – Villahermosa, el trán­sito fue lento, al punto que Ramiro León, habitante de Parrilla, quién intentó pasar el filtró para llegar a Villahermosa y visitar a su hija, después de una hora de mantener­se en la fila, declinó en su intentó y decidió retornar a su casa

“El calor está de la chingada y con esto gastamos tiempo y ga­solina, la fila no avanza, deberían poner más policías”, tronó el con­ductor mientras hacia maniobras para retornar.

En otro punto diferente, en la colonia Gaviotas Norte, un ciuda­dano que caminaba sin cubrebo­ca, fue detectado por el secretario de Seguridad, Hernán Bermúdez Requena, quien lo apercibió de regresar a casa y portar el pro­tector, no obstante el peatón re­chazó la indicación y en franco desafío a las autoridades decidió desobedecer, por lo que fue mo­menteaneamente detenido y lue­go liberado con la exigencia de mantener el confinamiento.

Más tarde en la avenida 27 de febrero y Paseo Usumacinta, la Policía levantó el taxi 1004 por falta a la autoridad y obstrucción a la justicia e incumplimiento del decreto emitido por el Ejecutivo.

En el Malecón Carlos A. Ma­drazo, los automovilistas querían pasar de manera obligada sin jus­tificación alguna.

 

 

DESACATAN Y LOS REMITEN

Un taxista y tres ciudadanos fueron remitidos ante un juez calificador por infringir las res­tricciones dictadas a través del decreto gubernamental, en el que se establece que el transpor­te público sólo puede circular con el 50 por ciento de su capa­cidad; mientras que los automo­vilistas sólo pueden circular con dos personas como máximo.

El Secretario de Seguridad Pública y Protección Ciudadana, Hernán Bermúdez Requena ex­puso que “son las personas más humildes las que no están sa­liendo de casa. El problema son los que tienen tienen vehículos”.

Por su parte, la directora de la Policía Estatal de Caminos, Ju­lissa Riveroll Ochoa manifestó que durante el miércoles 22 de abril, un total de 20 automovilis­tas fueron infraccionados por in­cumplir esta disposición.

 

(Con información de Christian Redondo y Francisco Olán)