Grupo Canton
Al momento
Director Miguel Cantón Zetina

Caen ventas en cuaresma

Vendedores de pescado del mercado se quejan del desplome comercial en la “época buena”.

Este año la cuaresma no llegará al mercado Pino Suárez a causa del coronavirus, de los 75 vendedores de pescados, sólo 20 están labo­rando y las ventas se han desplo­mado hasta en un 80%, consideró Reyes de la Cruz Cruz, coordina­dor de la Unión de Pescados.

A decir del líder, las medidas de restricción por parte de las autoridades se han endurecido y prácticamente se le prohíbe a la gente salir de sus casas, lo que ha afectado mucho a sus ventas.

“Somos 75 socios de la unión y ahorita no estamos trabajando ni la mitad, quizá como unos 20, porque hay mucha gente que se está cuidando, no sólo de los loca­tarios sino de los ciudadanos que ya no llegan al mercado, el pro­blema es para nosotros que sólo vivímos al día”, expresó.

A decir de Reyes de la Cruz, “estamos justo en la recta final, en los días previos de la cuaresma, que es la época buena para noso­tros, pero este año no llegará, el coronavirus nos mató la Cuares­ma”, expresó.

Las carnicerías siguen abriendo y vendiendo productos de calidad.

 

ESTÁN GOLPEADOS

Y es que decir del líder, los loca­tarios que acuden al mercado a pesar de las bajas ventas, lo hacen por costumbre, pues toda su vida la han pasado en ahí, buscando por lo menos sacar una venta mí­nima que les permitan subsistir.

“Nos está pegando duro el co­ronavirus, apenas vendemos unos 10 o 15 kilos por día, cuando para estos días ya había el amon­tonamiento de gentes compran­do pescados”, dijo con tristeza.

 

 

ENFRENTAN LA ADVERSIDAD

Locatarios del mercado Pino Suárez abren sus lo­cales con la esperanza de sacar algo de ganan­cias al día.

LA COMPARACIÓN

El año pasado para la cuaresma se vendían 50 kilos de pescado al día por locatario.

Y AHORA

Este año sólo se venden entre 10 y 15 kilos por día.

HAY TEMOR

55 vendedores de pesca­do han cerrado su local.

MENOS TRABAJO

Los que abren sus locales redujeron su plantilla de cuatro a sólo uno o dos trabajadores.

 

 

(Con información de Víctor Esquivel Y Fabiola Xicoténcatl)