web analytics
Síguenos

¿Qué estás buscando?

México

Cae en Villahermosa, uno de los feminicidas de Claudia

El probable autor material del asesinato de Clauida «N», de nombre Carlos Abraham, huyó de Saltillo. Su cómplice, José Alfredo «N» se ocultaba en Tabasco.

José Alfredo «N» se mantuvo en su casa con sus familiares, pensado que así sería más difícil dar con su paradero.

VILLAHERMOSA, TABASCO.- Sin avisar a nadie, José Alfredo «N» dejó la ciudad de Saltillo, Coahuila, donde radicaba, y se vino a su natal Tabasco. Cada que los autobuses se detenían en un retén y subían los agentes federa­les, el hombre sudaba frío. Aún así consiguió llegar a Villahermosa sin problemas.

José Alfredo «N» se mantuvo en su casa con sus familiares, pen­sado que así sería más difícil dar con su paradero. La confianza se le acabó la mañana del domingo 11 de octubre, cuando se presentaron a su domicilio agentes de la policía de investigación, acompañados de elementos de la Agencia de Inves­tigación Criminal de Coahuila.

Antes de proceder a esposarlo y subirlo a la camioneta, un agente le leyó la orden de aprensión gira­da por un juez de Primera Instan­cia en Materia Penal —causa penal 1867/2020—: «por su probable co­participación en el feminicidio de Claudia ‘N’».

José Alfredo «N» regresó a Sal­tillo, pero esta vez como interno del Centro Penitenciario, para estar a disposición de la autoridad judicial.

Falta por ubicar en el sureste al probable autor del feminicidio.

 

Advertisement. Scroll to continue reading.

UN BOTE PESADO

La calle Francisco Solano está silen­ciosa el sábado 10 de octubre. Ape­nas asoman los rayos del sol. Por la colonia Colinas de San Francisco, andan ya los empleados de limpia pública realizando como de costum­bre su trabajo.

Cuando el camión se detiene frente a la casa amarilla, marcada con el número 483 de esa calle, un trabajador se acerca a alzar el tam­bo azul, que está en la banqueta, pero no pude. El contenedor pesa demasiado.

Hurga el interior con sus manos, y ve unas colchas y sábanas abarcán­dolo el espacio circular. Las mueve un poco, y se echa instintivamente para atrás.

Habla a sus compañeros, y les dice con espanto lo que acaba de ver: hay una mujer muerta dentro del tambo.

 

Advertisement. Scroll to continue reading.

FALTA EL AUTOR MATERIAL

El día en que Claudia «N» desapare­ció, le dijo a su madre había recibido una llama de su ex, Carlos Abraham «N», y que quería hablar con ella para acabar arreglar las cosas.

La madre de Claudia le pidió que no fuera, pues la ex pareja de su hija no le agradaba, le parecía que era muy violenta.

Engañada por su ex pareja, Clau­dia «N» fue al encuentro sin ima­ginar el fatal desenlace. Algunos vecinos de la calle Solano la vieron entrar. La descripción coincide con ella: mujer de 35 años.

De acuerdo con datos periciales de la Fiscalía del Estado de Coahuila, cuando Claudia llegó, los inquilinos de la casa estaban tomando. No pasó mucho tiempo para que su ex pareja comenzara a golpearla brutalmen­te y la arrastró por toda la vivienda hasta al final estrangularla. Carlos Abraham limpió la casa junto con su amigo José Alfredo «N».

Al día siguiente, el primero, quien trabaja como guardia de se­guridad, ya no se presentó a su tra­bajo, y junto con el segundo, aban­donaron la casa.

Advertisement. Scroll to continue reading.

Los agentes aún no logran dar con el probable feminicida. La ma­dre de Claudia «N» exige todo el peso de la ley.

Advertisement

Te puede interesar

Copyright 2020. Todos los derechos reservados. Organización Editorial Acuario S.A. de C.V.