web analytics
Grupo Canton
Al momento
Director Miguel Cantón Zetina

Ayuda a tus hijos a reforzar sus defensas

Descubre cómo fortalecer su sistema inmunológico con estos tips

Reforzar defensas en niños es de vital importancia, ya que es la protección de su cuerpo a los ataques externos de patógenos que se encuentran en guarderías, parques, colegios entre otros. También los cambios de temperatura, la humedad o exposiciones prolongadas al sol, son factores ambientales que pueden provocar gripes, resfriados, dolor de oídos entre otras enfermedades, si tu hijo tiene las defensas bajas.

En los primeros meses de vida los bebés tienen anticuerpos que los han adquirido de la placenta al nacer. Igualmente, los obtienen a través de la alimentación cuando son amamantados con leche materna. Sin embargo, su sistema inmunitario tiene que desarrollarse y tu lo puedes ayudar con los siguientes consejos.

 

ALIMENTACIÓN SALUDABLE

Alimenta a tu hijo con una dieta equilibrada y nutritiva, esta es fundamental para reforzar el sistema inmunitario en los pequeños. También es importante mantener una higiene adecuada al momento de procesar los alimentos.

 

EJERCICIO FÍSICO

Desde los primeros meses de vida es necesarios que tu hijo realice actividades físicas. Estas deben ser acorde a la edad del niño. Lo mejor es acompañarlos en dichas actividades, ya sea jugar con ellos o dar un breve paseo.

 

HIGIENE PERSONAL

La higiene personal de tu pequeño la debe realizar con frecuencia, en especial lavarse las manos al comer. Recuerda que los niños la mayor parte del día están jugando. Además, esta es la manera natural de ayudar a reforzar sus defensas.

 

VITAMINAS

No te olvides de las vitaminas, pues contienen nutrientes adecuados para potenciar su sistema, la vitamina C, ayudará a combatir los resfriados, la A, combatirá las infecciones y la E, aumentará la respuesta inmunológica del menor.

 

 

DEFENSAS BAJAS

Los niños son susceptibles a infecciones respiratorias con frecuencia, debido a que su sistema inmunitario es aún inmaduro. Por lo tanto, su sistema está en constante desarrollo y según va creciendo, va experimentando contacto con diversos patógenos, ya sea de manera natural o artificial como en el caso de las vacunas.