Conecta con nosotros
164 vistas -

México

Al carajo el dedazo, dice AMLO

El presidente asegura que confía que el hombre o mujer de su partido que sea elegido en el 2024 seguirá el movimiento 4T.

Publicada

en

91 Visitas

AYOXUXTLA. El Presidente Lopez Obrador trajo su campaña a este municipio, en los límites de Puebla, Guerrero y Oaxaca, donde aseguró que tiene confianza en que algún hombre o mujer de su partido sea elegido por la población en el 2024 y continúe el movimiento.

“Yo termino, pero van a seguir otros y ya no será como antes. Se los aseguro de que habrá un tapado, ¡no! Al carajo con eso que habrá dedazo, ¡al carajo con eso!, ¿quién va a elegir a los candidatos y al próximo presidente o presidenta?”, planteó.

López Obrador fue enfático en decir qué hay candidatos y una candidata.

“Porque tengo hermanos y tengo hermana”, planteo en el patio de la remodelada Escuela Primara Emiliano Zapata donde ente la población salió un grito: “¡Claudia Sheinbaum!” “¿quién los va a elegir?, aunque los quiero mucho a todos, es el pueblo es el que va a decidir y afortunadamente para decirlo coloquialmente, hay tela de dónde cortar”, añadió el Presidente.

SUPERVISA REMODELACIÓN

López Obrador llegó este municipio a supervisar los avances en la remodelación de varias obras, la escuela, una área cultural y una clínica, acompañado por el gobernador Miguel Barbosa, de Morena, quien soportó tres minutos de rechiflas y mentadas de madre sin que el presidente saliera en su defensa.

Los silbidos fueron de parte de maestros, principalmente, quienes reclamaron el pago retroactivo a mayo del aumento al salario. Le silbaron, le dijeron mentiroso y ladrón desde que fue presentado y siguieron así durante los minutos de su discursos. Barbosa encaró el reto en su discurso.

POBRECITOS CONSERVADORES

En su visita a Guerrero, el Presidente Andrés Manuel López Obrador indicó que de conservadores recibe críticas y burlas por el vestuario que usa durante sus giras, tras lo que exclamó: “pobrecitos”. Al visitar la entidad para supervisar un camino rural en Olinalá, Guerrero, recibió de un ciudadano un sombrero como regalo. En el templete, el Mandatario recibió el presente que lucía de gran tamaño y señaló que por usarlos era motivo de mofa.

“¡Que se lo ponga!”, le gritaron los asistentes de manera repetitiva. El Presidente aceptó con la aclaración: “nada más un ratito nada más. Éste es para allá”. “¿Saben una cosa? Los pobrecitos conservadores, de veras que pobrecitos.

EDICIÓN IMPRESA

Tendencia