Conecta con nosotros

Centla

Abandonan escultura en Boquerón; vandalizan lugar donde se exhibe

La pieza arqueológica fue hallada hace 32 años e historiador considera que pudo pertenecer a figuras que observó Hernán Cortés en 1518 al pasar por Centla.

Publicada

en

195 Visitas

CENTLA.- Corría el año de 1989 cuando campesinos del ejido Boquerón y Nuevo Centla, casi en los límites de Tabasco con Campeche, informaron al ayuntamiento en ese entonces encabezado por Anastasio Hernández Ramírez, del hallazgo de una esfinge de piedra en un ‘cuyo’, que se encontraba tirada, a la intemperie, conservando —aunque fragmentada—, su cabeza y cuya presencia alimentaba la imaginación y leyenda de los lugareños, quienes creen que esa pieza arqueológica es el guardián de un gran tesoro escondido en los montículos de tierra.

En ese sentido, el historiador cen- tleco y cronista yokot’an, Plácido Santana Hernández, narra que este acontecimiento de igual forma, es parte de un patrimonio cultural arqueológico no nada más de Centla, si no de Tabasco y de México y que es necesario difundir y rescatar para sus estudios antropológicos que son escasos.

VERIFICAN AUTENTICIDAD

Así, esta pieza fue trasladada al taller de conservación y restauración de la zona arqueológica de Comalcalco para someterla a un proceso de conservación utilizando solventes orgánicos y compuestos bioquímicos. Una vez finalizado el proceso de limpieza y conservación y por exigencias de la comunidad, la escultura antropomorfa, fue regresada a la delegación del ejido Nuevo Centla, donde hasta la actualidad se conserva, pero que se encuentra olvidada y ha sido vandalizada.

Pero el historiador centleco se pregunta: ¿cuál podría ser el origen de esta escultura que se especula, sea patrimonio cultural del pueblo yokot´an de Tabasco? Y él mismo se contesta: si regresamos a 1518, cuando Juan de Grijalva, llegó a las costas de Tabasco en el municipio de Centla, se dice que el capitán hispano junto con sus expedicionarios, se quedaron maravillados al encontrar cosas jamás vistas, como la presencia de un gran río caudaloso, donde chontales en canoas armados con arcos y flechas, se hallaban en sus riveras, pero que además, vieron casas en tierra firme, a las que llamaron casas de adoratorios de ídolos.

Según Bernal Diaz del Castillo, cronista español que llegó a Centla en la época de la conquista, estas casas de adoratorios, así como también los ídolos, eran de cal y canto, barro, palo y piedra y que eran figuras de sus dioses. De igual forma, el artista francés Bernard Picart ilustró en un grabado del siglo XVIII, una obra a la que llamó Ídolos de Tabasco, cabe mencionar que en este grabado el artista se imaginó a los supuestos ídolos de Tabasco que los conquistadores encontraron a su llegada hace más de 500 años a la entidad y que los indígenas chontales adoraban.

  • El lugar donde es exhibida se encuentra vandalizado completamente

ABANDONADA

Es probable que esta escultura o estela antropomorfa de material sedimentario marino, que se encuentra marginada en la delegación de Nuevo Centla, sea quizás uno de los ídolos que los conquistadores vieron a su llegada a Tabasco y sea además, patrimonio cultural de la antigua cultura yokot´an que se enfrentó al conquistador español en marzo de 1519.

De ser así, debería pues ocupar un lugar privilegiado en el museo que se pretende realizar en el edificio de la ex Aduana Marítima de Frontera, para que propios y extraños, admiren la estética y belleza de esta pieza arqueológica única en la entidad que podría adentrarnos aún más, a la antigua cultura yokot’an de Tabasco.

NEFTALÍ ORTIZ
GRUPO CANTÓN

tabascohoy.com

EDICIÓN IMPRESA

Tendencia