Síguenos

¿Qué estás buscando?

Dos de los cadáveres fueron arrojados cerca del arroyo que cruza por la comunidad del Alto Tulijá.

Macuspana

A merced del crimen organizado

Tres sujetos fueron ejecutados el día de ayer; dos de ellos fueron hallados cerca de un arroyo, y un tercero fue asesinado a bordo de su pochimóvil.

Mario Alberto Mendoza

Grupo Cantón

Con la desaparición de 20 unidades policíacas, actualmente operan en la ciudad y sus 216 comunidades, 10 “patrullas chatarras” y 3 motocicletas, para una población de 130 mil habitantes. Esto ha provocado que la inseguridad mantenga de rehén al municipio tumbapato, sembrando a diario el terror en la ciudadanía que ven como  los mini carteles reactivan su matazón. Ayer ejecutaron a tres más.

En Alto Tulijá, primera sección, dos masculinos fueron ejecutados en las primeras horas de este martes, sus cuerpos fueron arrojados a un arroyo en la comunidad, hasta donde se movilizó el personal policíaco para iniciar las primeras investigaciones al respecto.

De acuerdo a versión de vecinos, los cuerpos fueron vistos por algunos que caminaban por la carretera de terracería que comunica a la carretera federal y en el otro extremo a la comunidad de Lumija, en el municipio de Salto de Agua, Chiapas, por lo que llamaron de inmediato a las autoridades.

A simple vista los cuerpos corresponden a dos hombres, presumiblemente muertos a balazos, por lo que se espera que la Fiscalía recupere los cuerpos y se sepa de quienes se trata, aunque presumen que uno de ellos respondía al nombre de José Claudio Chen, mientras que el otro es de Salto de Agua, sin que aún se sepa su identidad.

En la zona se ha realizado un intenso operativo en este martes Santo, mientras arribaban  las autoridades en busca de pistas que den con el paradero del o los asesinos, mientras se le suman dos muertos más a la larga lista de ejecuciones que se suscitan en el municipio.

LE DAN CUELLO A “EL SALAMANDRA”

Por otra parte, a las 8:15 de la noche, en la comunidad de San Carlos, un pochimovilista apodado “El Salamandra” cuando circulaba por la parada de autobuses de la calle Gil y Sáez del centro de la Villa fue alcanzado por un motociclista y lo rociaron a balazos.

Agilmente el “Salamandra” al escuchar las detonaciones saltó del “pochi” para intentar huir y a quemarropa lo ejecutaron los sicarios, uno de ellos bajó de la moto y todavía se dio el lujo de darle el “tiro de gracia”.

Según autoridades extraoficialmente informaron que la víctima se encontraba fichado por robo a casa habitación y que actualmente se dedicaba a tirar drogas a bordo de su pochimóvil en la villa antes mencionada.

tabascohoy.com 

Te puede interesar

México

Advertisement