Rompemuros

Finanzas, el eje…


Juan Urcola

Largo etcétera sigue a múltiples denuncias por corrupción en dependencias como Salud, Educación, Seguridad, SOTOP, Sedafop y SDET. Y aunque de todas las áreas acusan a Finanzas de poner en crisis la columna vertebral del Gobierno, se apunta que la calificación crediticia de Tabasco es propicia para gestionar un empréstito con margen de maniobra de 6 mil 800 millones de pesos.

Esto último, aunado a que en el Gobierno de la Cuarta Transformación que encabezará Adán Augusto, espera alcanzar para 2019 una cantidad cercana a los 62 mil millones. La cifra sería histórica por tratarse de números casi oficiales para realizar los proyectos comprometidos por AMLO.

Y es que en sexenios recientes, aunque de manera proporcional, el presupuesto ha sido mal manejado por las autoridades, con marcada opacidad y descaro. La voracidad de los funcionarios ha boicoteado posibilidades de bienestar, desarrollo y justicia para las familias tabasqueñas, y ahora no sólo de los más vulnerables en lo social y económico, sino también de la empobrecida clase media, e incluso de élites encumbradas y traficantes de influencias, en la mira de Inteligencia Financiera, área que será reforzada por la intachable tabasqueña, Rosalinda López Hernández, futura titular del SAT, para hacerles manicura con hachuela a saqueadores, evasores o a quienes se atrevan a defraudar a México.

En Tabasco, se ha mencionado a Said Mena, Carlos Juárez y Carlos Íñiguez Rosique, como posibles sucesores del cuestionado Amet Ramos, quien pronto será llamado a cuentas por los diputados.

Sin embargo, voces cercanas al gobernador electo, consideran que con el argumento de la reconciliación, pudieran recurrir a expertos que en el pasado, por su conocimiento y experiencia, fueron aprobados al atender las finanzas públicas, lo que requiere pulcritud, disciplina, orden y transparencia, como Fernando Calzada, o Leopoldo Díaz Aldecoa.

Quien quiera que sea, tendrá como jefe a un Gobernador que por muchos años ha sido exitoso desde la plataforma política y legislativa, al conocer mejor que nadie en Tabasco las necesidades para las cuales se debe aprovechar el presupuesto y distribuirlo en forma justa y equitativa. Se trata pues, de administrar con honradez y en forma austera el dinero. El eje, son las finanzas.