Dentro y Fuera del Cuadrilátero

Canek y su enésimo viaje a Japón


Cándido Hernández

Contra lo que muchos pudieran pensar,  y esperar, el originario de  Centla, ¡CANEK!  “El Embajador de la Lucha Libre Mexicana”  acaba de realizar su enésimo viaje a la “Tierra del Sol Naciente”.

Si, el nacido en el Puerto de Frontera  y que ha puesto el nombre de Tabasco muy, pero muy en alto, de nueva cuenta enfrentó en los cuadriláteros japoneses a enemigos tradicionales con quienes durante muchos años dio forma a batallas altamente espectaculares, muchos de ellos en el desaparecido “Toreo de Cuatro Caminos”.

A muchos sorprende que el tabasqueño no solo continúe bregando en los encordados, sino que sea en primer plano ante rivales de verdadera calidad, ya que muchos habían pronosticado su retiro a causa de las lesiones del tabasqueño.

Recordemos que uno de los más graves estragos físicos  lo sufrió cuando levantó a André El Gigante y
se lastimó las rodillas. Hace algunos años Canek suspendió  todas sus actividades para someterse a cirugía y tras largo periodo de rehabilitación tal parece que quedó como nuevo. Bueno…casi.

Cabe recordar que en palabras del maestro Tomás AguilarEl Rayo Vengador- Canek debutó allá por 1970  por los rumbos de Mal Paso, claro con otro nombre.

En esta semana el gladiador choco se reencontró en Japón con  Fujinami y con el Tigre Enmascarado, verdaderos iconos de la lucha oriental. De regreso a suelo mexicano Canek tenía programado  “Lucha en Jaula “con verdaderos maestros de la técnica luchística como Solar,  Negro Navarro, Máscara Año 2000, Escorpio Junior  y Mano Negra.