La Conciencia del Amor

La felicidad, una actitud


Haydeé Colín

Hoy de regreso del aeropuerto en el metro, ya arriba, adentro del vagón, me encontré a un indigente acostado, dormido, venía sin zapatos, con el pantalón medianamente subido hasta la cadera, se despertó y mostró sus manos muy sucias, tenía el dedo gordo con una uña enorme, completamente necrosado, apachurrado, me volví a ver sus pies y solté en llanto; un pie, completamente negro hasta el tobillo, también necrosado; del otro pie, todos los dedos ennegrecidos, se comenzó a rascar y temblaba, me transmitió el dolor que tenía, no supe realmente qué hacer, ni cómo ayudarlo... solamente reflexioné, vino a mi mente que tenemos que aprender a valorar todo lo bueno y lo positivo que hay en nuestra vida, debemos apreciar la salud y agradecer que no hemos caído en las garras y la crueldad de las drogas y el alcoholismo, habrá que darnos cuenta de todo lo bello y maravilloso que hay a nuestro alrededor y no centrarnos en lo negativo.

Recuerda todo lo bueno que ha habido en tu vida, evoca todo lo bello, hermoso y maravilloso, agradécelo y piensa en todo lo positivo y vive cada día como si fuera el último de tu vida. ¡La felicidad es una actitud y es tu decisión! amoryanotetengomiedo.com