Medicina Deportiva

Lesiones de los beisbolistas

Lecturas: 127


En la era moderna, se están haciendo muchas canchas de futbol y beisbol con pasto sintético, por el clima del estado y porque sale mucho más económico el mantenimiento, se puede jugar hasta con la lluvia.

Pero el suelo debajo del pasto sintético es concreto hidráulico, superfície muy dura para practicar el deporte favorito de muchos aficionados, ya que en caso específico del beisbol, todos los jugadores tiene que usar unos zapatos especiales, conocidos como spikes, mismos que les dan más agarre, evitan que se patinen al momento de correr.

En la superfície de pasto sintético los jugadores deben usar zapatos tenis, pero están expuestos a lesiones de tobillo, rodillas, caderas, brazos, incluso la caja toráxica.

Los tobillos al barrerse y caer sobre ellos al no deslizarse dejar el pie de atrás, pueden sufrir incluso hasta fractura de tibia y peroné, al caer con su peso en su pie, sobre la superficie dura.

 

Lesiones de rodillas

Las personas mayores, con un estado bastante avanzado de gono artrosis, ya que corriendo sobre la superficie del pasto sintético, el tejido cartilaginoso se achata más.

Lesiones de caderas.

Al hacer una atrapada y brincar para caer de lado, cae sobre el piso o pasto sintético el golpe es muy severo provocando incluso lesiones de columna, como inflamaciones de los discos intervertebrales.

 

Las lesiones de los brazos

Se producen al caer sobre cualquier parte del terreno de juego.

La caja toráxica

Cuando caen de cualquier parte del terreno de juego, en las barridas además, si no saben barrerse, al tirarse de cabeza pueden sufrir quemaduras en el estómago. Porque el pasto sintético quema al barrerse.

A los niños debemos cuidarlos porque a ellos se les lastima la columna al correr o tener actividades físicas sobre el terrenos de juego con estas características, los niños que ya pueden jugar sobre esta superficie, son los mayores de 16 años, porque sus tejidos cartilaginosos, empiezan a endurar y sus huesos también ya están semidefinidos, no del todo mineralizados, pero ya aguantan un poco más el movimiento.

A las personas mayores de 50 años les recomendamos no jugar sobre este tipo de terrenos de juego, ya que nuestros huesos están algo desmineralizado, un poco débil y somos más susceptibles a lesiones, fracturas, desgarros, porque ya estamos en una etapa avanzada de artrosis facetaría.

Amigos de la colonia la manga, tenemos una deportiva de primer mundo, muy buenas instalaciones, pero no todos podemos jugar en estos tipos de superficies.