DIRECTOR DE COBATAB

Oportunidades para los adolescentes

Lecturas: 624


En entregas anteriores hemos comentado que existe certeza que concluir la educación media superior mejora expectativas de vida, proporciona oportunidades a una vida más saludable y disminuye probabilidades de involucrarse en delitos.
 
El Estado Mexicano elevó a rango constitucional la obligatoriedad y gratuidad de dicho nivel educativo. 
 
También se estableció el reto de que al menos el 80% de los adolescentes del país concluyeran estudios en algún subsistema de bachillerato antes de que terminara esta administración. Para alcanzar tal objetivo son indispensables dos premisas: ampliar oportunidades de ingreso y disminuir la deserción.
 
En Tabasco se ha trabajado para alcanzarlo: se cumplió con la gratuidad, se otorgaron libros de texto, se proporcionan gratis dispositivos electrónicos y, en breve, habrá conectividad a internet. Además, los docentes se capacitan mejorando sus destrezas de enseñanza, y los equipos psicopedagógicos refuerzan el aprendizaje y las habilidades sociales y emocionales; se promueve el deporte, la cultura y, recientemente, debutaron la Compañía Titular de Danza y la Orquesta Filarmónica Juvenil. Tabasco es uno de los estados en que la mayor parte de los alumnos ya estudia en planteles certificados en el Padrón Nacional de Calidad de la Educación Media Superior. 
 
Sin embargo, por primera vez en la historia reciente el Gobierno Federal no ha proporcionado recursos para incrementar espacios y contratar maestros que permitan atender la demanda de este nivel educativo. Entendemos con claridad las restricciones financieras del país, pero truncar el desarrollo educativo de jóvenes que exigen concluir su educación es no sólo una grave equivocación sino el error histórico de dilapidar el bono demográfico. Parafraseando a Alcide De Gasperi: Disminuyamos drásticamente los recursos para la próxima elección, pero no conculquemos el futuro de la próxima generación.