GREAT SIOUX NATION

Soñar

Lecturas: 90


Soñé que yo era un magnate y que un día tenía la desgracia de conocerte y para conquistarte me gastaba toda mi fortuna, hasta el último centavo (en sushi, en viajes y en abrigos), a pesar de lo cual tú nunca llegabas a quererme. 
 
Soñé que era tu padre y que una noche me avisaban que habías muerto. Yo salía corriendo a buscarte, con los ojos cayéndoseme de la cara, y ¡BAM!, te encontraba desnuda y cogiendo con cuatro cabrones. Entonces me daban muchas ganas de odiarte pero al final no lo hacía porque en realidad me daba gusto verte así, tan viva y contenta. 
 
Soñé que me mandabas a la mierda y que yo me iba por un inodoro y que desde allí adentro alcanzaba a mandarte un beso, antes de irme por el desagüe. 
 
Soñé que estábamos en una feria y que tú me hacías un pancho porque yo no quería comprarte un algodón de azúcar. 
 
Soñé que tú vivías en un país y yo en otro, y que nos enviábamos cartas durante cuarenta años y toda la gente creía (nosotros incluidos) que eran cartas de amor, pero entonces nos moríamos de viejos y tus nietos y mis nietos descubrían que todas las cartas estaban en blanco. 
 
Soñé tantas cosas que ya no recuerdo. 
 
Soñé que soñaba que tú me soñabas. 
 
Soñé que empezábamos a insultarnos por la calle con tanto amor que los viandantes comenzaban a tomarnos fotos y vídeos y a las pocas horas ya éramos famosos. 
 
Soñé que yo estaba ciego y que tú eras una mariposa. 
 
Soñé que estaba sordo y que tú eras un disco de Miles Davis
 
Soñé que tú soñabas un montón de cosas feas y te despertabas llorando, a mi lado, pero al verme sonreías y esa para mí era la felicidad.