Vientos Esotéricos

¡Maravillas de la Vitamina C!

Lecturas: 107


En principio, la vitamina C o ácido ascórbico es un nutriente primordial en la alimentación, ya que ayuda al organismo en la absorción del hierro y el calcio. Al ser un hidrosoluble (se disuelve en agua), que el cuerpo libera mediante la orina, se necesita un suministro continuo de vitamina C en la dieta. 
 
Vitamina C
 
La vitamina C es una vitamina hidrosoluble. Es necesaria para el crecimiento y desarrollo normales.
 
El cuerpo necesita la Vitamina C para:
 
El crecimiento y reparación de tejidos en todas las partes del cuerpo.
 
Formar una proteína importante utilizada para producir la piel, los tendones, los ligamentos y los vasos sanguíneos.
 
Sanar heridas y formar tejido cicatricial.
 
Reparar y mantener el cartílago, los huesos y los dientes.
 
Ayudar a la absorción del hierro
 
La vitamina C es uno de muchos antioxidantes. Los antioxidantes son nutrientes que bloquean parte del daño causado por los radicales libres. Los radicales libres se producen cuando el cuerpo descompone el alimento o estás expuesto al humo del tabaco o a la radiación. La acumulación de radicales libres, con el tiempo es ampliamente responsable del proceso de envejecimiento. Los radicales libres pueden jugar un papel en el cáncer, la cardiopatía y trastornos como la artritis.
 
El cuerpo no puede producir la vitamina C por sí solo, ni tampoco la almacena. Por lo tanto, es importante incluir muchos alimentos que contengan esta vitamina en la dieta diaria.
 
Alimentación
 
Todas las frutas y verduras contienen alguna cantidad de vitamina C, pero las frutas que tienen las mayores fuentes de vitamina C son: Melón, Frutas y jugos de cítricos, como las naranjas y toronjas, Kiwi, Mango, Papaya, Piña, Fresas, frambuesas, moras y arándanos, Sandía
 
Las verduras que son las mayores fuentes de vitamina C incluyen:
 
Brócoli, coles de Bruselas y coliflor, Pimientos rojos y verdes, Espinaca, repollo, nabos verdes y otras verduras de hoja, Papa blanca y camote, Tomates y su jugo, Chayote.
 
Algunos cereales y otros alimentos vienen enriquecidos o fortificados con vitamina C.
 
Cocer los alimentos ricos en vitamina C o almacenarlos durante un período de tiempo largo puede reducir el contenido de dicha vitamina. Cocer en microondas o al vapor alimentos ricos en vitamina C puede reducir las pérdidas por la cocción. Las mejores fuentes alimentarias de vitamina C son las frutas y las verduras crudas. La exposición a la luz también puede reducir el contenido de vitamina C.
 
Almendra dulce
 
Existen dos variedades de almendro, dulce y amargo, son distintas tanto en su composición química como en sus propiedades medicinales. El primero es utilizado por sus semillas de las que se extrae un aceite especial llamado de almendras dulces que se emplea como laxante no irritante, especialmente en los niños pequeños, también sirve para la gastroenteritis. En perfumería y como cosmético se emplea como un aceite suavizante del cutis y para preparar jabón. No debes emplear almendro amargo, ya que es sólo para uso industrial.
 
 
Alma & cuerpo
 
El instructor moderno, heredero de todas estas tradiciones, prepara al Thai Boxer no sólo en el uso de las técnicas de lucha sino también le enseña a profundizar en el conocimiento de sí mismo, de su corazón, sus límites y tácticas así como la expresión espiritual del Arte que practica.