Desde el averno

Lo que viene en Azteca

Lecturas: 370


Vielka Valenzuela, Cecilia Galliano, Andrea Escalona, Mónica Noguera y Maki Soler serán las conductoras del programa El Club de Eva, bajo la dirección de Magda Rodriguez.

Ya viene también el nuevo Master Chef, que ya terminaron prácticamente de grabar, ahora en México. Antes se grababa en Colombia porque salía más barato, pero ya no.

Sentado en la oficina de Pasaportes de Villa Olímpica, en la delegación Tlalpan, les escribo, en esta ocasión, literalmente Desde el Averno, pues ¡vieran qué infierno es sacar el pasaporte de mi hija! Y todo esto por segunda ocasión, pues imaginen ustedes que mi mujer se lo sacó hace seis meses por un año, ¡figúrense! Y como para viajar tiene que tener seis meses de vigencia, ¡otra vez estamos aquí! ¿Y qué creen? ¡Can, can, can, can, can, can!

NO HAY SISTEMA

Que ya aquí sentados, ¡nos están informando que no hay sistema a nivel nacional! ¿Qué les parece la eficiencia de nuestro gobierno? ¡Chingón! ¿A poco no?

Pues antes de que reparta madrazos, les platico a ustedes lo que pasa en este mentado mundo de la farándula. Iba caminando por los pasillos de Azteca y de repente que veo a lo lejos a Vielka Valenzuela muy entallada, cosa que ya no me sorprendió, pues ya ve que hoy en día desfilan todos los televisos por Azteca, en busca de hueso. Bueno, los de medio pelo, porque las estrellas bien que se las quedaron y con su buena exclusividadZota; pero bueno, allá han de decir lo mismo, pues está llena ahora su pantalla de puritita gente de Azteca; algunas estrellas, pero también mucho de medio pelo. No estamos ni remotamente a mano, pero bueno, el caso es que pregunté con mis orejas y me enteré que están haciendo un programa producción de Magda Rodríguez que se llamará El Club de Eva, y no es otra cosa que una revista matutina-femenina para el Canal 7 y que irá de 11.30 a 1.00 pm, de lunes a viernes, y muy al estilo de Póker de reinas, aquel programa que Magda ya había hecho en Azteca. Serán varias mujeres: Vielka Valenzuela, mi querida Cecilia Galliano, que ya también anda por acá, Andrea Escalona (hija de Magda y exnovia de su servidor), Mónica Noguera y Maki Soler, sí, puritita televisa: la única de origen azteca es Andreíta.

DE MUY BUEN DIENTE

Este programa estará al aire el mes de octubre y, conociendo a Magda, seguro le irá muy bien. Ya viene también el nuevo Master Chef, que ya terminaron prácticamente de grabar, ahora en México. Antes se grababa en Colombia porque salía más barato, pero ya no, así que agarraron unos foros hasta casa de Satanás, por allá por Bosque Real, donde solo los valientes se atreven, por donde no pasó ni Moctezuma, pues hasta allá fuimos a dar para conocer la escenografía que, no es por nada, les quedó increíble; ahí estuvimos con mi Anette Michelle y con los chefs Benito, Betty y Adrián Herrera, a quien por cierto me encontré hace poco en un restaurante oriental estupendo, allá por la colonia Roma, y comprobé que es de muy buen diente, pues le entraba sin piedad a un ramén majestuoso como de a tres kilos, y sin hacer crítica alguna ni cagotearlos que porque se pasó de cocción o de que si le faltaba sal; se lo tragó como niño de casa hogar del DIF a dieta. Lo saludé y, cuando se iba, todavía traía algunos fideos escurriéndole por el bigote. Mi Anetita prefirió mil veces grabar en México porque para su hijo Nicolás era un descontrol, pues lo metían a la escuela allá en Colombia seis meses y seis meses en México, y pues el niño ya no sabía ni dónde amanecía, además de que Greg, el marido de Anette, es director de Swarovsky México y pues casi no lo podía ver durante seis meses al año. Aunque lo que hacen ahora de camino hasta el infierno de Bosque Real es casi lo mismo que se hace en el avión hasta Bogotá. A los chefs les da lo mismo, pues Benito vive en Ensenada; la chef Betty, en Nayarit; y el chef Adrián, en Monterrey.

FUTBOL PICANTE

Así que a ellos les vale madre, pues se la viven en hoteles, ya sea aquí o en Colombia, durante seis meses al año. Así que ya está próximo a arrancar el Master Chef de adultos de este año y promete estar muy bueno, veremos qué tal se la rifan con los guisados los nuevos participantes, a los que ya conocí, y hay personajes muy interesantes, entre los que se encuentra un policía, que no sé qué tal cocine, pero se ve que es bueno para la mordida. Y hablando de mordidas, resulta que estaba yo mordiendo una exquisita crepa de zarzamora con queso Philadelphia en el lobby del cine VIP con mi mujer y mis compadres Raquel Bigorra y Alejandro Gavira cuando de repente aparece don Roberto Gómez Junco solito, con su mochila, a ver la misma película que nosotros y, como gata, no aguanté la emoción y lo fui a saludar para decirle la verdad, que no me pierdo nunca Futbol picante, que es el mejor programa deportivo del país, que es lo máximo, ¡y que me parecía que él era el mejor y la persona que más sabe de futbol de nuestro país! Se puso rojo de la pena y no paró de agradecer; me reconoció de inmediato y platicó como un caballero que es, simpático, agradable e inteligente.

COMO PAVORREAL

Se fue como pavorreal pero lo que le dije es la puritita verdad, ¡el señor es un chingón! Iba a terminar de embutirme mi crepa que ya estaba fría y el queso cuajado cuando de repente aparecen Jorge Salinas y Elizabeth Álvarez como recién casados, los dos, solitos, yendo amorosamente al cine. Nos pusimos a platicar los seis, resulta que sus gemelos son dos meses más grandes nada más que Michaela, mi hija, y ya se imaginarán la plática: que si los niños, que si los pañales, que si la leche, que si la clase de natación, que por cierto están en la mismas clases que mi niña, y la mía ya nomás se toma veintitrés litros de agua por sesión, y los gemelos todavía se toman 37. Me contó Jorge Salinas que está feliz con su obra de teatro Variaciones enigmáticas, donde comparte el escenario con César Évora y dicen que está excelente. Ya quedamos de ir. Así que por lo pronto me retiro, voy a pellizcarle los pezones a la burócrata que nos está informando que no habrá sistema y que tenemos que regresar otro día y volver a hacer todo el trámite de nuevo, a ver si ya hay sistema. No cabe duda, como México no hay ni uno. He dicho.