RODLANDO EN EL VECINO

La otra pelea

Lecturas: 110


En los Studios A&B del MGM, el gran salón que sirve para albergar a los medios de todo el mundo, principalmente a los que ven al boxeo como casi una religión, se pueden observar a periodistas de todos sabores y colores.
 
Y, en esa ruleta de etiquetar o titular a todos los colegas, se da el desfile de personajes de todo tipo. Están desde los que son expertos, especialistas y te ven arriba del hombro, hasta los menos desparpajados, a los que nos gusta más bien contar historias que tienen como objetivo transportarte hasta el lugar de los hechos, a partir de las letras, pero que igual van de la mano con la imaginación de cada quien.
 
Pero también está el rubro de los desmadrosos, de los que le ponen el color a sus distintas plataformas, y por supuesto  las bellas, que en su gran mayoría, vaya que le saben a esto del deporte de los puños. Pero dentro de toda esta gama de propuestas variadas, están los medios que compiten entre sí, por el bendito raiting. En ese renglón, como representantes de las cableras, por ejemplo de nuestro país, están Univisión, ESPN, Telemundo, que además luchan por robarse los ojos de los millones de latinos que viven de este lado de la frontera.
 
Y, aunque tal vez la bandera sean los gritos y criticar todo, hasta los zapatos del Canelo, el que se autonombra el Líder Mundial de Deportes, claramente es el que se perfila para ganar la batalla, porque además viene un ejército, entre reporteros, talento, además de los camarógrafos, productores y la gente que hace el trabajo pesado, o llamado sucio.
 
Por elementos, parece casi imposible competirle a esta empresa, porque además está el agregado de que vienen los periodistas que se encargan de las notas escritas.
 
Y el que más nos importa, porque claro que hay tiro, es en el que se debaten TV Azteca y Televisa, aunque los últimos se muestran poco, pues a la chica que se encarga de la fuente, es a la que parece le han cargado la chamba, porque los demás han sido casi fantasmales.
 
Mientras, los de La Casa del Boxeo, que se enfilan para conseguir un triunfo apabullante, a esos se les observa metidos, realizando el trabajo cada uno desde su trinchera, por lo que hasta el llamado Jefe Vargas se da sus baños de pueblo con la banda inmersa en la sala de prensa.
 
Los de Chapultepec se subieron casi de último minuto al barco, por un pedido del propio Saúl Álvarez, pues parecía necesitar contrapeso; sin embargo, eso no es pretexto cuando los resultados indiquen el nocaut categórico de los del Ajusco. Los que apoyan a Julio César Chávez Jr, parecen tener una victoria cantada.